Your browser is out of date. It has known security flaws and may not display all features of this websites. Learn how to update your browser[Cerrar]

Editorial


La SSR, instrumento de la democracia







En Suiza, la derecha conservadora querría privatizar la emisora pública de radio y televisión. De lo que se habla aquí es claramente de influencia, de control de los programas, de poder y de fuertes cantidades de dinero. La Sociedad Suiza de Radiodifusión y Televisión (SSR) está bajo presión, pero no a la defensiva.

El servicio público es indispensable para el funcionamiento de la democracia directa, sobre todo en la era digital. Esta es la posición de la SSR en el marco del debate sobre el mandato de la radiotelevisión pública. (Keystone)

El servicio público es indispensable para el funcionamiento de la democracia directa, sobre todo en la era digital. Esta es la posición de la SSR en el marco del debate sobre el mandato de la radiotelevisión pública.

(Keystone)

El advenimiento de la era digital trastorna el mundo de los medios. Las nuevas tecnologías permiten, exigen incluso, nuevos formatos, modifican los patrones de uso y las condiciones de la competencia internacional. Suiza también requiere medios de servicio público adaptados al siglo XXI. Como todos los medios audiovisuales, los entes públicos de radiodifusión, incluida la SSR, están en plena mutación.

Como empresa de medios de comunicación de derecho público, financiada por el canon, la SSR enfrenta un enorme desafío. “A muchas fuerzas les gustaría actuar sobre la empresa”, confirma Adrian Zaugg, responsable de estrategias en la dirección general de la SSR. Hoy en día, la empresa no solamente tiene que trabajar en los escenarios para el futuro y los retos de la era digital, sino también justificar su razón de ser. De entrada, hay que definir lo que es un servicio público moderno. A Suiza y a la SSR, fundada en 1931, les espera este verano un debate sobre el tema que exigen amplios círculos de la política, las ciencias, los medios y editores privados y que debe responder a un interrogante central: ¿cuál debería ser el papel futuro de la SSR y “cuánta” SSR necesita Suiza?

Es principalmente la Unión Democrática de Centro (UDC/derecha conservadora) la que quiere recortes en la radiotelevisión pública. Una SSR de este tamaño, que cuesta tanto dinero, ya no se justifica en el siglo XXI, declaró recientemente Natalie Rickli al semanario alemán ‘Die Zeit’. La diputada de la UDC trabaja para la agencia de publicidad ‘Goldbach Media’ (con “fuertes inclinaciones antiSSR”, como la describe la revista ‘Edito’) y preside la ‘Aktion Medienfreiheit’ (Acción por la libertad de medios). Esta última quiere que la SSR haga en el futuro solamente lo que los medios privados no pueden ofrecer. Natalie Rickli, quien pretende una mayor competencia entre los medios de comunicación, dijo a ‘Die Zeit’ que desde el punto de vista de la política de los medios, 2016 sería “el año más importante en mucho tiempo”.

La independencia como activo principal

Entonces, ¿hacia dónde va la SSR en los próximos diez años? Por encargo de la SSR, el Instituto Gottlieb Duttweiler realizó un estudio sobre la importancia y el papel de la radiotelevisión pública en el mundo digital. El informe muestra que la agitación actual en el mundo de los medios abre a la SSR la posibilidad de posicionarse como un verdadero instrumento de la democracia.

Al presentar el estudio, intitulado ‘Opinión Pública 4.0 - el futuro de la SSR en la era digital’, su director general, Roger de Weck, subrayó que política y financieramente, la SSR debe permanecer independiente y accesible para una gran audiencia. “Hoy, las élites están generalmente bien servidas”, anotó. En una sociedad cada vez más fragmentada y cada vez más sumida a los monopolios, la SSR debe cumplir una función integradora. Esa misión al servicio de la cohesión social debe mantenerse”, pero debe ser colmada sobre la base del diálogo”. En otras palabras, en el futuro, los usuarios deberán ser integrados más fuertemente a la oferta. Declaración fundada, entre otras cosas, en el sentido y la función de la SSR como “vínculo de la sociedad futura”, que el estudio enfatizó. La SSR podría contribuir así a redefinir la democracia directa en un entorno digital.

De Weck: “el deseo de cambio”

El estudio del Instituto Duttweiler, encargado por la SSR, concluye con esta observación: “La democracia digital es más directa que la democracia analógica: lo que le va bien a Suiza. Y la democracia digital es mucho más comunicativa que la democracia analógica, lo que le va bien a la SSR, que se define menos como un canal y más como una plataforma”. 

El servicio público de mañana tiene como tarea promover la cohesión y la diversidad de las opiniones por encima de las barreras que puedan separar a la población. Y ello como actor financiera y políticamente independiente, legitimado democráticamente, como lo subraya el comunicado de prensa. La revolución digital es también una oportunidad para un organismo de radiodifusión que se centra en la calidad “en todas las lenguas nacionales, para todas las generaciones. La innovación, la cooperación y el deseo de cambiar son nuestros activos”, concluyó Roger De Weck.

La publicación del informe sobre el servicio público del Gobierno suizo promete un intenso debate este verano. Es de esperar que se lleve a cabo de manera ordenada y en el que dominen argumentos en lugar del miedo y la emoción. Para la SSR, se trata de una oportunidad, y para Suiza, hay mucho en juego. No se trata de influencia, poder o dinero, sino de algo mucho más fundamental. Se trata de cohesión, de valores y de generar una opinión pública que es imprescindible para la democracia y no tiene parangón en el mundo. 

SSR y swissinfo.ch

La SSR informa en las cuatro lenguas nacionales sobre los temas suizos e internacionales en la radio, la televisión y en internet. Ofrece cerca de 6 000 puestos de trabajo, repartidos en toda Suiza. La SSR trabaja bajo el régimen de una concesión de la Confederación, que le prescribe sus diversas tareas. Ha ofrecido colaboraciones en diversas áreas a editores privados. SWI swissinfo.ch es una unidad de empresa autónoma de la SSR, encargada de informar al exterior.


Traducido del francés por Marcela Águila Rubín, swissinfo.ch

×