Your browser is out of date. It has known security flaws and may not display all features of this websites. Learn how to update your browser[Cerrar]

Luto en la cultura suiza


Dimitri ha muerto


 Otro idioma: 1  Idiomas: 1
¡Adiós al Chaplin suizo! Imagen de Dimitri  en 1961. (RDB)

¡Adiós al Chaplin suizo! Imagen de Dimitri  en 1961.

(RDB)

El muy querido mimo suizo, conocido en diversas partes del mundo, falleció la noche del martes a los 80 años en su casa de Centovalli, en el Tesino, confirmó su hija Masha. “Mi padre dijo que se sentía mal. Se acostó en su cama y murió”.

“Dimitri era una fuente de inspiración y uno de los personajes del espectáculo más importantes de Suiza”, declaró el ministro helvético de Cultura, Alain Berset. “Suiza echará de menos su poesía y su arte que hacía reír a la gente, que la hacía feliz”, agregó el funcionario.

En efecto, sus últimas seis décadas el famoso mimo las había consagrado a su misión de divertir a su auditorio. “Sin risa se puede sobrevivir, pero no vivir”, había dicho a swissinfo.ch.

“Para mí el humor y el amor son una misma cosa”, agregó durante una entrevista el pasado mes de septiembre con ocasión de su octogésimo aniversario. Evocó entonces su miedo a la muerte, pero sobre todo a la muerte ligada al sufrimiento y a la enfermedad.

Dimitri Jakob Müller, el “Chaplin suizo”, se encontraba aún en escena el domingo pasado en el Teatro Monteverita, en Ascona, ciudad tesinesa que lo vio nacer en 1935 y en donde, desde los siete años, descubrió su destino de hacedor de alegría.

Artista infatigable, convencido de que lo imprescindible de una sonrisa, Dimitri fundó un teatro junto con su esposa Gunda, además de la Scuola Teatro Dimitri, un colegio de artes escénicas.

Todavía en septiembre, el mimo había expresado su deseo de continuar en escena y de realizar un filme con el cineasta Mohammed Soudani.

En la entrevista con swissinfo.ch, Dimitri hablaba entonces de su suerte de ejercer “el más bello oficio del mundo” y compartía su secreto de mantenerse activo y en buena salud: tres horas de ejercicio cotidiano y regularidad en sus presentaciones.

Adoraba los aplausos y se sentía feliz al recibirlos. Sin embargo, para él, como lo señaló en esa charla, el éxito no era un asunto personal, sino algo “que concierne a toda la comunidad de payasos, a toda nuestra congregación”.

Dimitri nació el 18 de septiembre de 1935 en Ascona (Tesino). Sus padres: el escultor y arquitecto Werner Jakob Müller y la artista del tejido Maja Müller Tschirren.

A muy temprana edad decidió convertirse en payaso y luego de una aprendizaje como alfarero cerca de Berna, empezó su formación artística en París, especialmente bajo la batuta de Marcel Marceau.

Desde 1959 empezó a actuar solo y conquistó el corazón de los suizos durante sus ‘tournées’ por toda la geografía helvética con el circo suizo Knie.

Casado Gunda Salgo en 1961, tuvo cinco hijos, tres de los cuales son reconocidos artistas.

Un año después de su matrimonio se anotaba un triunfo más con un impresionante solo en el Festival Internacional de Mimo de Berlín.

Dimitri recibió numerosos premios, incluyendo aquel de la Ciudad de Winterthur (1969), l’Anneau Hans Reinhard (1976) del SwissAward de Cultura (2009) y el SwissAward por toda su carrera (2013).

El mimo suizo fue incluido en el Salón de la Fama en 1995.

swissinfo.ch

×