AFP internacional

Un grupo musulmán marcha para bloquear una manifestación en apoyo de la comunidad LGBT el 23 de febrero de 2016 en Yogyakarta, Indonesia

(afp_tickers)

En Indonesia, la comunidad homosexual no tiene cabida, indicó este jueves un portavoz de la presidencia, después de que unos defensores de los derechos humanos denunciaran una intensificación de declaraciones y ataques homófobos en el país musulmán más poblado del mundo.

La comunidad LGBT (lesbianas, gays, bisexuales y transexuales) ha padecido un "deterioro inmediato" de sus derechos, tras una serie de ataques verbales de ministros, religiosos partidarios de una línea dura e influyentes organizaciones islámicas, subrayó la ONG Human Rights Watch (HRW) en un nuevo informe publicado este jueves.

Altos funcionarios e instituciones indonesias comenzaron por primera vez este año a realizar ataques verbales en público contra los homosexuales en el sureste de Asia, añade el informe, que revela un llamamiento a prohibir a la comunidad LGBT en los campus universitarios.

En respuesta a este informe, unos responsables indonesios indicaron que la protección de los derechos de la comunidad homosexual en el país no era una prioridad.

"Los derechos de los ciudadanos, como ir a la escuela u obtener una cédula de identidad, están protegidos, pero no hay lugar en Indonesia para la proliferación del movimiento LGBT", declaró a la AFP un portavoz de la presidencia, Johan Budi.

Varios ministros figuran entre los altos cargos que han realizado recientemente ataques verbales contra la comunidad LGBT. El de Defensa había vinculado los derechos de los homosexuales a una "especie de guerra moderna".

Estas declaraciones, realizadas a principios de año, provocaron una intensificación de la violencia contra las minorías sexuales en Indonesia, según el informe de HRW.

"El impacto de la retórica anti-LGBT por parte de los representantes del gobierno es enorme para nosotros como personas", indicó una activista lesbiana indonesia en el informe.

"Para aquellos de nosotros que han realizado tantos esfuerzos y han tomado muchos riesgos para expresarse, es un importante paso atrás", lamentó.

afp_tickers

 AFP internacional