Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Imagen distribuida por el servicio birmano de bomberos este 17 de octubre de 2016 que muestra la operación de rescate de las víctimas de un naufragio en el río Chindwin, cerca de Monywa, en Birmania

(afp_tickers)

El naufragio de un ferry registrado en Birmania el fin de semana dejó al menos 32 muertos y decenas de desaparecidos, entre ellos muchos estudiantes que regresaban a casa para una fiesta budista, anunciaron los socorristas en un nuevo balance difundido este lunes.

"Hemos encontrado 32 cuerpos", dijo a AFP Sa Willy Frient, responsable de las operaciones de salvamento.

El balance puede ser mucho más grave cuando se reflote el barco, agregó Willy Frient.

"Sucedió muy rápido. La ventana estaba abierta y pude salir", declaró a AFP Hnin Lei Yee, una profesora de 27 años que perdió a su bebé en el naufragio.

"No sé nadar y tuve que aferrarme a un pedazo de plástico. Me salvó el barco de los socorristas", agregó Hnin Ley Yee llorando después de reconocer el cuerpo de su hija en la morgue.

Un total de 154 personas fueron rescatadas, pero los socorristas temen que el número de muertos se eleve a un centenar.

Sa Willy Frient explicó que se desconocía el número de personas a bordo, pero calculó que había unos 250, mientras que el máximo permitido era de 150.

El ferry se hundió el sábado en el río Chindwin y hacía el trayecto entre Homalin y Monywa, en el centro del país.

Entre el pasaje, se hallaban muchos estudiantes y docentes, así como obreros, que volvían a casa para celebrar el festival de Thadingyut, durante el cual los budistas encienden linternas de papel y velas para celebrar el descenso del cielo de Buda.

"Había principalmente estudiantes de la universidad y docentes", confirmó Sa Willy Frient, estimando el número de estudiantes a bordo en más de 70 y de profesores, en unos 30.

Cuatro miembros de la tripulación fueron detenidos. Las autoridades buscan a otro miembro y al propietario del barco, indicó el director de los servicios de urgencia.

Los naufragios son frecuentes en Birmania. Muchas personas viven a lo largo de la costa o en viviendas fluviales, y dependen de ferries en mal estado para desplazarse.

Al menos 21 personas, entre ellas nueve niños, murieron en abril cuando una embarcación naufragó frente a las costas del Estado Rajin.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP