AFP internacional

Un helicóptero trabaja en las líneas férreas en Brenner, cerca del puerto homónimo, en Steinach (Austria), el 4 de junio de 2013, tras un desprendimiento de tierra

(afp_tickers)

Austria empezó este martes a preparar el terreno para construir una barrera con la que impedir la entrada de migrantes por el puerto de Brenner, uno de los principales pasos fronterizos con Italia, donde la medida generó indignación.

La empresa Asfinag empezó a colocar las fundaciones de un cobertizo que podría albergar las operaciones de control, indicó un portavoz de la policía del Tirol austríaco, Stefan Eder, a la AFP.

Por el momento, indicó, "no se ha fijado" la fecha para construir la barrera propiamente dicha.

El lunes por la noche, el secretario de Estado italiano de Asuntos Europeos, Sandro Gozzi, tachó de "grave error" el proyecto austríaco de construir una barrera en el puerto de Brenner. "Los problemas no van a solucionarse erigiendo muros así de imprevisto", estimó el secretario de Estado, y pidió a Viena que "reconsidere esta decisión, que contradice el espíritu y los términos de los acuerdos europeos".

Por su lado, la Comisión Europea dijo que está "muy preocupada" por la iniciativa de Austria. El comisario europeo competente en temas migratorios, Dimitris Avramopoulos, abordará este mismo martes la cuestión con la ministra austríaca del Interior, Johanna Mikl-Leitner. "El paso de Brenner es esencial para la libertad de movimientos dentro de la Unión Europea", apostilló una portavoz de la Comisión, Natasha Bertaud.

El Gobierno austríaco quiere construir de aquí a junio sus dispositivos destinados a filtrar los migrantes en sus fronteras con Italia e Hungría, al igual que ya lo hizo este invierno en la frontera con Eslovenia.

Tras el cierre de la ruta de los Balcanes, por la que el año pasado transitaron cientos de miles de refugiados procedentes en buena parte de Irak y Siria, Viena teme un nuevo flujo de migrantes llegados a Italia por el mar Mediterráneo.

afp_tickers

 AFP internacional