AFP internacional

Miembros del servicio de contra terrorismo iraquí se desplaza a la localidad de Al Sejar, cerca de Faluya, el 28 de mayo de 2016

(afp_tickers)

Las tropas iraquíes dirigidas por las fuerzas de élite del servicio de contra terrorismo lanzaron este lunes el asalto contra Faluya, una semana después del comienzo de una ofensiva para recuperar de manos del Estado Islámico (EI) este bastión yihadista situado a solo 50 kilómetros de Bagdad.

El asalto supone el inicio de una nueva fase en la ofensiva contra Faluya, primera ciudad en caer en manos del EI en enero de 2014 y que ha desempeñado un papel importante estos últimos años en la historia de Irak.

Una ciudad rebelde

Situada en el Éufrates, a medio centenar de kilómetros al oeste de Bagdad, Faluya es conocida por su dinámico comercio a pesar de su tamaño relativamente modesto.

Las tribus suníes siempre fueron poderosas en esta ciudad, escenario de numerosos disturbios, incluso antes de la invasión estadounidense en 2003. En 1920, el asesinato de un oficial británico fue uno de los factores que desencadenó una revuelta nacional contra la fuerza colonial.

'La ciudad de las mezquitas'

Faluya es un centro religioso importante para la minoría suní en Irak. La presencia de cientos de alminares le dio el sobrenombre de 'ciudad de las mezquitas'.

Construida en el cruce de las carreteras hacia Arabia Saudí y Jordania, la ciudad fue una de las primeras en Irak donde se extendieron las raíces de la ideología wahabí.

El expresidente Sadam Husein metió en prisión a varios predicadores radicales de Faluya, a pesar de que la ciudad no le fue en general hostil. La ciudad se benefició de las políticas del régimen de Sadam Husein favorables a los árabes suníes.

Blackwater Bridge

El 31 de marzo de 2003, unos insurgentes tendieron una emboscada a un convoy que transportaba a cuatro empresarios estadounidenses de la empresa militar privada norteamericana Blackwater. Fueron linchados, sus cuerpos arrastrados por la carretera y finalmente colgados de un puente sobre el Éufrates.

Las fotos de los cuerpos mutilados, difundidas mundialmente, fueron unas de las más impactantes durante la guerra llevada a cabo por EEUU en Irak. El puente es desde entonces conocido por el nombre de 'Blackwater Bridge'.

'Nuevo Vietnam'

El 7 de noviembre de 2004, durante la operación 'Phantom Fury', más de 10.000 soldados estadounidenses y 2.000 soldados iraquíes atacaron Faluya, bastión de los rebeldes suníes hostiles a la intervención estadounidense.

La ofensiva para recuperar la ciudad, considerada como el principal feudo de Al Qaeda en Irak, se convirtió en la batalla más sangrienta para el Ejército de EEUU desde la guerra de Vietnam.

Según diversos cálculos, 95 miembros de las fuerzas estadounidenses murieron y más de 500 resultaron heridos. Entre 1.000 y 1.500 insurgentes murieron y se estiman en varios centenares las pérdidas civiles.

'Cabeza de serpiente'

Faluya es llamada a veces 'la cabeza de serpiente' porque, para muchos iraquíes, es el lugar donde se inició la conquista por el grupo -que después tomaría el nombre de Estado Islámico- de extensos territorios en Irak.

La ciudad fue conquistada por los insurgentes en enero de 2014 tras la retirada de las fuerzas de seguridad. Fue la primera vez desde la invasión estadounidense que grupos antigubernamentales tomaban el control de una ciudad iraquí. Los yihadistas lanzaron a continuación una amplia ofensiva en junio de 2014 durante la cual la segunda ciudad del país, Mosul, cayó en su poder.

afp_tickers

 AFP internacional