AFP internacional

La candidata demócrata a la Casa Blanca, Hillary Clinton, y su compañero de fórmula, Tim Kaine, en un acto en Cleveland, Ohio, el 5 de septiembre de 2016

(afp_tickers)

La candidata demócrata a la Casa Blanca, Hillary Clinton, inició este lunes con una legión de periodistas detrás suyo una gira por estados clave de de Estados Unidos en busca de impulsar su campaña presidencial contra el candidato republicano, Donald Trump.

Clinton intentará solidificar su ventaja sobre Trump en una jornada en que ambos mantendrán encuentros con familias trabajadoras de Ohio (norte de EEUU) en el Día del Trabajo.

La candidata demócrata mantiene ventaja sobre el abanderado republicano en las encuestas nacionales y derrotó a Trump en la recaudación de fondos en agosto.

Pero la poco convencional propuesta de Trump para llegar a la Casa Blanca, incluida la aparente impermeabilidad de su campaña a la crítica sobre su dura retórica, asegura una ajustada contienda en los próximos 64 días previos a la elección.

La candidata demócrata, relajada y sonriente, dio la bienvenida a los periodistas a bordo de su avión.

Les dijo que estaba "más que lista" para la próxima etapa de la campaña. "Estoy feliz de tenerlos a todos ustedes conmigo. He estado esperando este momento", señaló.

El nuevo jet de Clinton es un Boeing 737-800 que tiene capacidad para 100 personas, según su equipo de campaña. El avión blanco y azul tiene la leyenda "Stronger Together" ('Juntos somos más fuertes') pintada en grandes letras azules en el fuselaje.

Clinton, de 68 años, participará en eventos con familias de trabajadores en Cleveland (Ohio) y Hampton (Illinois), para celebrar el Día del Trabajo, que tradicionalmente marca el inicio de la fase otoñal de la campaña hacia las presidenciales de noviembre.

Trump, de 70 años, está detrás de Clinton en las encuestas, pero la semana pasada dominó la atención nacional y mundial con un sorpresivo viaje a México, así como con un encendido discurso sobre inmigración y una visita a una iglesia de la comunidad negra de Detroit (Michigan).

Y mientras un sondeo de CBS News colocó a Clinton a la cabeza en estratégicos estados como Pensilvania y Carolina del Norte, las encuestas muestran que la competencia es cada vez más cerrada a nivel nacional.

"Las encuestas están parejas, de modo que Deshonesta Clinton está saliendo de la cama y hará campaña mañana", ironizó Trump el domingo en Twitter.

A solo tres semanas del primero de los tres debates entre los candidatos, Clinton buscará fortalecerse con múltiples actos.

Clinton ha sido presionada para que dé más acceso a los periodistas que cubren su campaña. Hasta ahora se había resistido a que la prensa viajara en su avión, como suele ocurrir en las campañas presidenciales.

Empero, desde este lunes lleva por primera vez a periodistas en su gira.

Por su parte, el candidato republicano afirmó este lunes que participará en los tres debates presidenciales con Hillary Clinton.

"Tengo la intención de estar en los tres", dijo Donald Trump a los periodistas que viajan junto a él en su avión de campaña, y añadió que solo un desastre natural lo haría cambiar de opinión.

El primer debate será organizado el 26 de septiembre por la Universidad de Hofstra, en el estado de Nueva York. El siguiente está previsto para el 9 de octubre en el campus de la Universidad de Washington, en St. Louis, y el último tendrá lugar el 19 de octubre en la Universidad de Nevada, en las Vegas.

"Me prepararé como en los otros debates (durante las primarias republicanas, ndlr) que salieron bien para mí", explicó el magnate.

- "Escondiendo a Hillary" -

Hasta ahora también Trump ha evitado cargar periodistas en su avión de campaña.

El provocativo candidato a menudo responde a periodistas y lo hace para criticar a su rival por hacer lo mismo.

El campo de Trump bramó el sábado contra su adversaria con un email en el que dijo que "hace 274 días que Clinton hizo una conferencia de prensa".

Ese mensaje fue parte de una serie de emails llamados "Escondiendo a Hillary" con los que pretende mostrar que la candidata demócrata tiene aversión hacia los periodistas.

Trump y su compañero de fórmula Mike Pence, gobernador de Indiana, insisten desde hace meses con que Clinton debe enfrentar a la prensa para hablar cara a cara acerca de la cuenta privada de correo electrónico que utilizó cuando era secretaria de Estado; un escándalo que la persigue desde hace más de un año.

Clinton también golpeó a Trump luego de que éste rehusó responder a periodistas sobre si estaba arrepentido de haber liderado a los que falsamente alegaban que el presidente Barack Obama nació fuera de Estados Unidos.

"Es asombroso que el candidato republicano rehúse admitir que @POTUS nació en Estados Unidos", tuiteó Clinton el sábado.

@POTUS es el nombre de Obama como usuario de Twitter.

- En la ruta -

A tres de semanas del primero de los tres debates presidenciales, que se espera que sea de los momentos de mayor audiencia de la elección, Clinton busca reafirmarse esta semana.

También salir a la carretera con su compañero de fórmula, Tim Kaine, y con el actual vicepresidente, Joe Biden, quien se encuentra en campaña por Hillary en Pennsylvania. Su esposo y expresidente, Bill Clinton, está asistiendo a eventos en Michigan y Ohio.

El martes ella volará hacia Tampa para un acto de campaña en la Universidad de Florida del sur, luego viajará el jueves a Charlotte, en Carolina del Norte (sureste).

Tanto Florida como Carolina del Norte son cruciales en la batalla por la conquista de la Casa Blanca.

afp_tickers

 AFP internacional