AFP internacional

Una mujer caminando por delante de un mural pintado en recuerdo de la alcaldesa de Temixco, en el estado mexicano de Morelos, Gisela Mota, asesinada poco después de asumir su cargo, el 4 de enero de 2016

(afp_tickers)

Un adolescente de 17 años fue declarado culpable el viernes de participar en enero en el asesinato de la alcaldesa mexicana Gisela Mota, informó la jueza que lleva el caso y que aún deberá determinar su sentencia.

Alexis, uno de los tres detenidos por el sonado caso de Gisela Mota -alcaldesa de Temixco, en el estado central de Morelos-, recibió una "sentencia condenatoria" en el juicio oral por coautoría material de homicidio doloso.

"Hay responsabilidad social por parte del adolescente. Independientemente que no haya sido la persona que detonó (el arma), se puede determinar que cada una de las personas que estuvieron en lugar de los hechos tienen una participación para un mismo fin", dijo la jueza del Tribunal Unitario de Justicia para Adolescentes, Erika Juárez.

El 2 de enero, pocas horas después de haber asumido el cargo de edil por el izquierdista Partido de la Revolución Democrática, Mota fue golpeada y acribillada por un comando armado en su domicilio y frente a su familia.

Aparentemente, la también exdiputada federal fue sacada de su dormitorio y asesinada en la sala de su casa después de que Alexis y al menos otras cuatro personas se introdujeran en su domicilio.

En el proceso judicial, los testimonios de los padres de Mota sirvieron como base para determinar la participación del joven en el asesinato, cuya sentencia será anunciada la semana entrante.

Además, las autoridades hallaron un cartucho nueve milímetros en posesión del joven, que coincidió con los cartuchos hallados en la escena del crimen.

"Fueron detonados los cartuchos por la misma arma de fuego", refirió la jueza Juárez.

El joven permanecerá en las instalaciones del Centro de Ejecución de Medidas Privativas de la Libertad para Adolescentes, hasta que cumpla la mayoría de edad y sea llevado a un penal estatal.

El mismo día del crimen, tras una persecución policial, Alexis fue detenido junto a una mujer y otro sujeto que aún están en prisión preventiva procesados por homicidio calificado. Dos hombres más fueron abatidos por agentes policiales afuera de la casa de Mota.

Temixco, un poblado ubicado a unos 90 kilómetros de Ciudad de México, se encuentra fuertemente golpeado por el crimen organizado.

A esto se suman divergencias políticas sobre la implantación de un 'Mando Único' -impulsado por el gobierno estatal- entre policías municipales y estatales para combatir la corrupción entre uniformados.

Según las primeras investigaciones, el cártel Los Rojos podría estar detrás del asesinato de Mota, pues ella estaba a favor del 'Mando Único' y buscaba impedir la presencia del cártel en su ciudad, de más de 100.000 habitantes.

afp_tickers

 AFP internacional