AFP internacional

Un hombre con un cartel en el que se lee 'Tengo miedo pero estoy aquí', en una manifestación el 10 de enero de 2016 en la Plaza de la República parisina, por el primer aniversario de los atentados contra Charlie Hebdo y un supermercado 'kósher'

(afp_tickers)

La Comisión Europea presenta este martes un "plan de acción" contra el financiamiento del terrorismo, que venía siendo reclamado con insistencia por Francia después de los atentados de enero y noviembre de 2015, que dejaron casi 150 muertos.

Los 28 miembros de la Comisión, reunidos en Estrasburgo, deben adoptar un "plan para reforzar la lucha contra el financiamiento del terrorismo", anticipó el lunes Margaritis Schinas, portavoz del Ejecutivo europeo.

En el punto de mira de la Comisión Europea están las tarjetas de crédito prepagadas y las monedas virtuales de internet.

Las prepago fueron utilizadas por los yihadistas en la preparación de los atentados suicidas encadenados de noviembre en París, en especial para pagar el alquiler de automóviles y habitaciones de hotel. Esas tarjetas, además de ser una alternativa para quienes carecen de cuenta bancaria, son innominadas lo que alienta su uso por quienes, por una razón u otra, no quiere dejar rastros. En su origen fueron pensadas para que los padres pudiesen dar a sus hijos menores un medio de pago seguro pero al mismo tiempo con un límite predefinido.

En cuanto a las monedas virtuales, entre ellas la mas popular el 'bitcoin', autoridades europeas se quejan que permiten realizar transacciones transfronterizas escapando no solamente a los controles fiscales, sino también de los servicios de inteligencia.

- Congelar activos -

Francia también quiere apuntar los cañones sobre los activos de acusados de terrorismo, y congelarlos. "No hemos hecho todo lo necesario en congelamiento de inmuebles, de bienes como automóviles, o ingresos. Es ahí que hay que tomar decisiones" había dicho a mediados de enero el ministro francés de Finanzas, Michel Sapin.

Este "plan de acción" de la UE se prepara en un contexto mas global de lucha contra la organización Estado Islámico (EI).

El 17 de diciembre, el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas había adoptado por unanimidad una resolución para atacar las fuentes de financiamiento de los yihadistas.

Esa resolución, concretamente, solicitaba a los países "actuar de forma enérgica y decisiva para cortar los fondos y otros recursos económicos" de EI, en especial el petróleo de las zonas bajo su control en Irak, Siria y Libia.

Esta previsto que el vicepresidente de la Comisión, Valdis Dombrovskis, informe a la prensa en Estrasburgo hacia mediados de la tarde (14h30 GMT) sobre las medidas adoptadas.

afp_tickers

 AFP internacional