Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El secretario general, Jens Stoltenberg, en rueda de prensa en el cuartel general de la OTAN en Bruselas, el 14 de febrero de 2017

(afp_tickers)

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, estimó este martes que "lo más importante" es aumentar el gasto en defensa, un día antes de la primera reunión de ministros de Defensa de la Alianza Atlántica con su nuevo homólogo estadounidense.

"Independientemente del lenguaje, lo más importante es que aumentemos el gasto en defensa y eso es exactamente lo que estamos haciendo", aseguró Stoltenberg, quien anunció que los aliados europeos y Canadá aumentaron esta partida en 2016 en un 3,8% en total, es decir unos 10.000 millones de dólares adicionales respecto al año anterior.

Las declaraciones del jefe de la Alianza Atlántica llegan un día antes de una reunión de ministros de Defensa de la OTAN, la primera en la que participará un representante de la nueva administración estadounidense, en concreto, su secretario de Defensa, James Mattis.

Antes de asumir el cargo, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, calificó de "obsoleta" la OTAN y cuestionó su compromiso de ayuda mutua a sus aliados transatlánticos si no aumentan su gasto en Defensa, una exigencia reiterada desde hace años por los líderes estadounidenses.

En 2014, los mandatarios de los 28 países de la OTAN acordaron en una cumbre en Gales aumentar su gasto militar nacional hasta el 2% del PIB antes de 2024, si bien por el momento sólo cinco países lo han conseguido: Estados Unidos, Reino Unido, Grecia, Estonia y Polonia.

En este sentido, el aumento de las partidas de defensa en 2016 representan "un paso importante en la buena dirección", según Stoltenberg, quien urgió no obstante a "hacer mucho más" y a evitar la reducción de los gastos militares en aquellos países de la Alianza que todavía no lo han hecho.

Respecto al compromiso de la nueva administración estadounidense con sus aliados transatlánticos, el secretario general de la OTAN reiteró que el mensaje transmitido por Trump tras su llegada a la Casa Blanca es que Estados Unidos "continúa fuertemente comprometido con la OTAN y con el vínculo transatlántico".

AFP