Vaya directamente al contenido
Your browser is out of date. It has known security flaws and may not display all features of this websites. Learn how to update your browser[Cerrar]

Invitación de Kerry


Burkhalter participará en Cuba, en izamiento de bandera de EE UU


Por swissinfo.ch y agencias


Cincuenta y cuatro años después, la bandera estadounidense ondeará nuevamente en Cuba, el próximo 14 de agosto. El secretario de Estado del coloso americano, John Kerry, viajará a La Habana para encabezar la ceremonia a la cual invitó al ministro suizo de Exteriores (DFAE), Didier Burkhalter, cuyo país representó los intereses de Washington en La Habana, y viceversa, hasta el pasado 20 de julio, cuando los “vecinos distantes” reanudaron relaciones diplomáticas.

Durante su estancia en la isla, el responsable de la diplomacia helvética se reunirá con su homólogo local, Bruno Rodríguez, según precisó a la agencia suiza de noticias ATS, el portavoz del DFAE, Jean-Marc Crevoissier. Indicó igualmente que se trata de la primera visita oficial de un ministro suizo a la Perla del Caribe.

La visita de Kerry es también la primera de un representante de alto rango de Estados Unidos a Cuba, luego de que los dos países restablecieran relaciones el 20 de julio, fecha en que por primera vez en más de medio siglo se escucharon los acordes del Himno de Bayamo y ondeó la bandera de la estrella solitaria en la capital estadounidense.

“He reiterado al señor Secretario de Estado, la voluntad del Gobierno cubano de avanzar en el proceso hacia la normalización de las relaciones con Estados Unidos sobre bases de respeto e igualdad soberana, sin menoscabo a la independencia y soberanía de Cuba y sin injerencias en nuestros asuntos internos”, señaló en esa ocasión el ministro Rodríguez.

En conferencia de prensa conjunta, Kerry se refirió entonces a la decisión de su país de “vivir como buenos vecinos sobre la base del respeto mutuo” y su deseo de que los ciudadanos de ambos países “miren hacia el futuro con esperanza. Por ello celebramos este día, el 20 de julio, porque hoy empezamos a reparar lo que se ha dañado y a abrir lo que durante demasiado tiempo ha estado cerrado”.

Agradecimiento a Suiza

En la misma oportunidad, el funcionario estadounidense ratificó el agradecimiento de su país “a nuestros colegas de Suiza por el papel fundamental que desempeñaron durante mucho tiempo como un Estado protector que, por supuesto, terminó siendo por mucho más tiempo del que se contempló originalmente”.    

El pasado 17 de diciembre, el presidente de Cuba, Raúl Castro y el de Estados Unidos, Barak Obama, anunciaron su decisión de reanudar los lazos diplomáticos que habían sido disueltos en 1961.

De manera inmediata, Washington solicitó a Berna la representación de sus intereses ante Cuba. Checoslovaquia asumió el rol por parte de La Habana ante la capital estadounidense hasta la caída del Bloque Socialista, cuando Berna tomó el relevo.

El 20 de julio los países americanos reanudaron nexos diplomáticas pero el camino para la normalización de las relaciones bilaterales aún es cuesta arriba, toda vez que el gigante norteamericano mantiene un bloque comercial que asfixia a la nación caribeña, como lo ha señalado el presidente Castro.

Derechos de autor

Todos los derechos reservados. Los contenidos de la oferta web de swissinfo.ch están protegidos por los derechos de autor. Solo se permite su utilización para fines personales. Cualquier uso de contenidos de la oferta web que excede esta finalidad, especialmente su difusión, modificación, transmisión, almacenamiento y copia, solo puede tener lugar con el previo consentimiento por escrito de swissinfo.ch. Si tiene interés en un uso en estos términos, le rogamos que nos envíe un correo electrónico a contact@swissinfo.ch.

Más allá del uso personal, se permite únicamente la colocación de un hiperenlace a un contenido específico en el propio sitio web o en un sitio web de terceros. Los contenidos de la oferta web de swissinfo.ch solamente pueden incorporarse respetando su integralidad y en un contexto sin publicidad. Para todo soporte lógico, directorio, todos los datos y sus respectivos contenidos de la oferta web de swissinfo.ch que explícitamente se ponen a disposición para descargar, se otorgan licencias exclusivas y no transferibles que se limitan a la descarga y al almacenamiento en equipos personales. Todos los derechos extensibles que van más allá, continúan siendo de la propiedad de swissinfo.ch. No se admite, en particular, la venta o cualquier tipo de uso comercial.

×