Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Artesano visual y creador del logo de Alinghi

Oscar Ribes frente a su escritorio.

El español Oscar Ribes, grafista de formación, es un especialista en identidad visual empresarial. Es el hombre detrás de los logotipos que enarbola con orgullo la embarcación suiza 'Alinghi' en las competiciones de vela de la Copa América.

Oscar Ribes recibió a swissinfo en el despacho su casa en Corseaux donde nació el emblema del 'desafío' suizo.

La villa de colores rosados de Oscar Ribes se encuentra enmarcada entre los viñedos de Vevey. Desde su oficina se observa una vista incomparable del lago.

El agua, ese azul del lago, Oscar Ribes lo requiere para trabajar, para encontrar la inspiración y para disfrutar de esa calma que ha encontrado en Suiza, la patria de su esposa. Hace veinte años, posó sus lápices de grafista en Suiza, luego de dejar su España natal para convertirse en un trotamundos.

Especialista en identidad visual, goza de renombre por su talento para la presentación de informes anuales y la creación de logotipos. Algo que no sorprende desde que su proyecto fue elegido entre los de las grandes agencias mundiales para figurar en la popa del 'Fórmula 1 del mar' del Alinghi suizo.

swissinfo: ¿Cómo nació el logotipo de Alinghi?

O. R.: Soy un artesano visual y desde hace veinte años trabajo de la misma forma para crear mis logos. Antes de comenzar cualquier trabajo, intento comprender la empresa, la situación y el tema.

En este caso concreto, me imaginé las largas horas de una competición de la Copa América, que conocía poco. Y en un momento dado, me di cuenta de algo increíble: que la competición se ganaba antes de la señal de salida.

Exagero un poco, pero no estoy muy lejos de la realidad. Tras el disparo que marca el inicio del enfrentamiento debe haber viento en las velas. Ciertamente, el barco, su patrón y el equipo pueden aún marcar la diferencia.

Antes de la carrera, los 'Fórmula 1 del mar' parecen tiburones listos para lanzarse sobre la proa. Para mí, girar equivalía a la imagen de un círculo, es decir, dos tiburones o dos barcos que giran. Además, esta 'espiral' correspondía perfectamente a la 'a' de Alinghi. Tenía entonces una base sobre la que trabajar.

El color rojo simboliza al país de origen de Alinghi y la parte agresiva, que provoca temor al adversario. El negro representa la alta tecnología y el rendimiento.

swissinfo: Antes de obtener el mandato, participó usted en un concurso, al igual que otras agencias de renombre.

O.R.: Efectivamente. Como antes ya había trabajado con buenos resultados en los informes anuales de Serono, Ernesto Bertarelli me invitó a participar en el concurso para definir la identidad visual del desafío suizo. Y por suerte, lo gané.

En compañía de Ernesto Bertarelli, retrabajamos y afinamos después la propuesta que había sometido a concurso para alcanzar el resultado final que apareció en el casco del barco en Auckland. Con relación a Nueva Zelanda, el logo presentado ahora en Valencia ha evolucionado. Tenemos un logotipo atemporal, pero en constante evolución.

swissinfo: Defiende usted el hecho de no ser únicamente el creador del logo de Alinghi. ¿Por respeto a sus otros clientes?

O.R.: No quiero que se me pegue la etiqueta de 'Alinghi'. Esta aventura es formidable, genial e increíble. Pero vivo otras aventuras muy enriquecedoras cada día con otros clientes.

Creo otras entidades visuales e intento encontrar una comunicación que se corresponda con la empresa para la que trabajo, ya sea del sector farmacéutico, alimenticio o de lujo. Al multiplicar estos encuentros y diversificar los sectores en los que participo, mi cerebro se vuelve más maleable y se hace más creativo.

swissinfo: Sin duda la aventura Alinghi le ha abierto puertas...

O.R.: Paradójicamente, si bien pensaba que ello me abriría puertas, la aventura Alinghi más bien me las ha cerrado. Muchos piensan que me he vuelto muy caro o que estoy desbordado de trabajo.

Todo eso es falso. No me considero una estrella del grafismo e intento desmitificar todo eso. Trabajo para Alinghi, para multinacionales, pero también para los vitivinicultores de la región y para una multitud de pequeñas y medianas empresas.

Soy un creativo y no un hombre de negocios. Prefiero seguir siendo un artesano y trabajar con la gente, en lugar de intentar construir un imperio. Disponía de varias estructuras entre Barcelona, París y Suiza; sin embargo, elegí establecerme aquí, en Corseaux.

En Suiza, la calidad de vida es excepcional y eso me proporciona mucha tranquilidad de mente. He trabajado en varios países, pero en Suiza es donde soy más creativo.

swissinfo: Usted es español, catalán, y vive en Suiza. Esta Copa América en Valencia, donde Alinghi está llamado a brillar, tiene un significado especial para usted?

O.R.: Amo a Suiza y la amaré siempre por mi familia, mis hijos, mi esposa. Pero una parte de mi corazón es español y lo seguirá siendo. Cada vez que voy a Valencia me quedo maravillado de la acogida de la gente. Estoy orgulloso de que la competición se realice en España.

Sigo siendo un latino y necesito ver gente y sentir el espíritu de una ciudad. Afortunadamente no vivo lejos de Milán o de París, por lo que tengo la oportunidad de hacer regularmente escapadas a una metrópoli.

swissinfo, Mathias Froidevaux, Corseaux
(Traducido del francés por Patricia Islas Züttel)

Contexto

Oscar Ribes diseñó el logotipo del desafío suizo para las competiciones de la Copa América de 2003, de las que salió triunfador el equipo helvético.

Para la defensa del título de Alinghi este 2007 en Valencia, el equipo suizo de nuevo lo eligió para elaborar un nuevo logotipo.

La Copa América, realizada por primera vez en 1851 –45 años antes de los Juegos Olímpicos de la era moderna (1896)-, es el más antiguo trofeo deportivo del mundo.

Fin del recuadro

Oscar Ribes

Oscar Ribes vive en Corseaux, al norte de la ciudad de Vevey. Posee la nacionalidad española, está casado con una suiza y tiene dos hijos.

Grafista de formación, antes de establecerse en Suiza hace unos veinte años, Ribes trabajó en Londres y París y se especializó en los ámbitos de la identidad visual y los informes anuales empresariales.

Oscar Ribes trabajó durante mucho tiempo para el padre de Ernesto Bertarelli en la realización de informes anuales de Serono distinguidos con renombrados premios internacionales (Galaxy Gold Award, Astrid Award o el Mercury Award).

Oscar Ribes se ocupa actualmente de la redacción de un libro fotográfico de Alinghi (para la final de la Copa) y del lanzamiento de una gama de relojes. También se propone realizar un filme animado.

Fin del recuadro

Etiquetas

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes