Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Cursos para personas mayores “Hoy, si no sabes usar la tecnología estás perdido”

Une retraitée écoute les conseils de la formatrice pour l'utilisation de sa tablette.

Manejar las nuevas tecnologías de la información y de la comunicación contribuye a que las personas mayores se sientan mejor integradas en la sociedad.​​​​​​​

(swissinfo.ch)

Comprar billetes de tren en línea, enviar fotos a los amigos o comunicarse con los nietos. Internet se ha vuelto parte de la vida diaria de muchas personas mayores en Suiza. Pro Senectute ayuda a la tercera edad a entrar en la era digital. Los avances son claros, pero los pagos en línea aún generan desconfianza. Reportaje.

En Suiza, el 56% de la población de más de 65 años está conectada a Internet.

(swissinfo.ch)

Como el resto de los miembros de este taller sobre tabletas táctiles, que ha organizado en Lausana (cantón de Vaud) la fundación Pro Senectute, nuestro primer entrevistado forma parte del creciente número de personas mayores que utilizan Internet en Suiza. En 2009, el 38% de los suizos en edad avanzada mantenía una actividad digital regular, y en 2015 eran el 56% en 2015, según el estudio Seniors digitalesEnlace externo, realizado por la Universidad de Zúrich a petición de Pro Senectute.

“Estudié en el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT), donde tuve la oportunidad de utilizar los primeros ordenadores que existieron”, recuerda Jean-Marie Perroud al hacer una breve semblanza de sí mismo. En este curso también hay ingenieros, banqueros, diseñadores e institutrices, un buen botón de muestra de la nueva generación de personas mayores de 65 años que están conectada a Internet. El estudio los describe como “personas que poseen una sólida formación, ingresos elevados y una vida autónoma en su propio domicilio”.

Los pagos en línea les asustan

“Hoy, si no sabes usar la tecnología, estás perdido. Hay información a la que es muy difícil acceder por otras vías”, se lamenta Marie-Luce durante la pausa para el café. Esta institutriz tiene más de 70 años y ha decidido aprovechar cada vez más su teléfono inteligente y su tableta táctil, dispositivo que prefiere “por ser un poco más grande”.

Marie-Luce escucha con atención los consejos digitales de su entorno inmediato. Pero admite que “cuando se es novato en un tema, resulta molesto preguntar una y otra vez. Y cuando no se sabe nada, se realizan toda clase de manipulaciones y, en ocasiones, se cometen tonterías”, afirma. Esto la llevó a inscribirse en el taller de Pro Senectute.

La entrevistada utiliza la tecnología para escuchar conferencias en inglés, buscar información o escribir correos electrónicos, pero deja claro que los pagos en línea le generan inquietud. “Creo que jamás utilizaré Internet para pagar. No me fío, no me parece seguro”, explica. Y muestra de ello fue el ciberataque mundial WannaCry del 12 de mayo, que afectó a 300000 ordenadores en 150 países, dice.

“La mayor parte de la tercera edad todavía desconfía de las redes sociales y de las operaciones bancarias en línea”, constata Lisa Roggero. De ahí que su rol como capacitadora consista en infundir seguridad a sus alumnos para iniciarse en los sistemas digitales de pago, pero recordándoles siempre que para evitar malas sorpresas deben respetar reglas elementales de seguridad.

(swissinfo.ch)

Manteniendo los lazos

Independientemente de su utilidad en la vida diaria, Internet permite a los jubilados mantener lazos sociales con sus allegados. “Cuando uno deja de trabajar necesita seguir en comunicación con otras personas”, dice Maurice Béguelin, de 76 años. Cuando se jubiló, tras trabajar muchos años en el sector bancario, decidió desconectarse por completo del mundo informático. “Viví 10 años sin ordenador, pero me di cuenta de que era prácticamente imposible prescindir de él. Así que aquí me tienen, poniéndome al día con mi teléfono inteligente y mi tableta”.

El estudio solicitado por Pro Senectute concluyó también que las personas de la tercera edad que utilizan Internet de forma regular se sienten mejor integradas en la sociedad. “Saber utilizar las herramientas de la comunicación digital es cada vez más importante para no estar aislado”, asegura Judith Bucher, portavoz de Pro Senectute. “De ahí que la digitalización sea un tema vital para nuestra fundación, que hasta ahora ha impartido cursos sobre nuevas tecnologías de la información y de la comunicación a unas 8 500 personas en Suiza”.

(1)

Sin embargo, el estudio también deja claro que, pese a las ventajas que supone, Internet tampoco es el remedio mágico contra el aislamiento u otros problemas de tipo social. Los investigadores destacan la importancia de conceder todo el respeto a las personas mayores que han decidido, libre y deliberadamente, no utilizar Internet y comunicarse con los demás a través de medios tradicionales. “Debemos buscar otras formas de apoyarlos, especialmente cuando se rehúsan a realizar pagos en línea”, anota Judith Bucher. Pro Senectute tiene, de hecho, un servicio de asesoría administrativa. Un grupo de voluntarios visitan a las personas mayores y les ayudan a realizar –o realizan en su nombre– pagos y otros trámites.

Al final del curso, los participantes salen del aula con una sonrisa de oreja a oreja y hablan sobre los conocimientos recién aprendidos. “El taller es también un medio para reunirse con otras personas”, asegura Maurice Béguelin. Y Dominique nos muestra las fotos de sus nietos que su hija le hizo llegar recientemente. “Mi teléfono inteligente me ha permitido seguir cerca de mi hija, a pesar de que vive en Berlín”, puntualiza.


Traducción del francés: Andrea Ornelas

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

×