Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Desempleo juvenil ¿Una generación sin futuro?

La escena es en Madrid: la mitad de los desempleados tienen menos de 25 años.

(Keystone)

Un problema grave en Europa es el desempleo juvenil que afecta en promedio al 20% de los menores de 25 años. En España y en Grecia, la media asciende a más de 50%. Suiza tiene la cuota menos preocupante de todo el continente con 3%. No obstante, hay tarea por hacer.

“Básicamente mantenemos una buena situación coyuntural en Suiza, con un buen nivel de ocupación laboral antes y después de la crisis económica, lo que también ha beneficiado a la fuerza laboral juvenil”, indica Serge Gaillard, director del Departamento Laboral de la Secretaria de Estado de Economía (Seco).

“Nuestro buen desempeño en materia laboral a largo plazo se debe, sin duda, al sistema de formación dual helvético, que combina el aprendizaje del oficio en el aula y en un negocio. Así, dos tercios de los jóvenes en Suiza inician con 16 o 17 años su actividad laboral y combinan experiencia práctica con formación escolar. Un sistema muy valorado, pues los países con este sistema de formación dual registran cuotas de desempleo más bajas”.

Demasiados académicos

El sociólogo Karl Haltiner, del Centro Federal de Encuestas de la Juventud (ch-x) explica en el mismo sentido: “Es importante el hecho de que en Suiza no haya una gran diferencia apreciativa entre el prestigio de un oficio y el de una formación media superior, en comparación con lo que ocurre en otros países del sur europeo. Y pese a que también en Suiza la cuota de académicos avanza, estamos lejos de la situación de la vecina Italia, con cerca de 30%”.

Esa gran parte de egresados universitarios europeos debe aceptar trabajos de menos cualificación para “al menos poder ingresar en un mercado del trabajo que no puede absorber a tantos académicos”.

Por menos rigidez en la protección del empleado

Haltiner critica la extrema protección sindical para evitar la rescisión del contrato de un trabajador en la Unión Europea (UE) , lo que contribuye, opina, al alto nivel de paro juvenil.

“Esto favorece el denominado ‘Insider-Outsider-Markt’: Es decir, un trabajador (Insider) está muy protegido para evitar perder su puesto, mientras que aquellos jóvenes, nuevos en el mercado laboral –los denominados ‘outsiders’ no encuentran empleo y, en parte, son explotados desvergonzadamente al obtener solo puestos como practicantes (con salario y periodo de labor reducido)”.

El sociólogo recuerda que la ley laboral en Italia no permite renuncias de más de 15 empleados en caso de mala coyuntura económica. “Las compañías no están dispuestas a aceptar a nuevos empleados puesto que si lo hicieran, no podrían deshacerse de ellos después”.

El gobierno del Primer Ministro italiano Mario Monti intenta actualmente reducir la rigidez de la protección al despido en su país a través de un programa de reformas. Por supuesto, los sindicatos se oponen tajantemente.

"Una situación similar a la italiana, vive España y se agravará aún más ante las medidas de ahorro extremas anunciadas por los gobiernos y la debilidad del crecimiento coyuntural en el sur europeo", considera Haltiner.

Alemania hace algunos años se animó a flexibilizar esta protección conra el despido, “lo que ha contribuido a los bajos niveles de paro, también entre los jóvenes”, opina Haltiner.

¿Qué hacer en Suiza y en el resto de Europa?

Dos cosas serán decisivas para mantener o incluso reducir aún más la tasa de 3,2% del paro juvenil en Suiza, según Serge Gaillard de la Secretaría de Estado de Economía (Seco):

“Se requiere una situación macroeconómica equilibrada y, evidentemente, que no se estanque ni la economía ni la ocupación. El segundo factor es el sistema de formación profesional. Debemos lograr que la mayor parte de los jóvenes concluyan el bachillerato o terminen el aprendizaje de un oficio. Los jóvenes que no cuentan con formación alguna, son con frecuencia los que terminan en el paro y se convierten en receptores de ayuda económica del servicio social”, advierte Gaillar.

“Por ello la necesidad de disponer de suficientes plazas para el aprendizaje de un oficio”, subraya.

Para otros países de Europa es válida la misma receta: Equilibrio macroeconómico. “Hay países con el doble problema de no ser competitivos y estar muy endeudados. Es muy difícil deshacerse de ambos inconvenientes cuando estos países, al pertenecer a una zona monetaria fija, no pueden devaluar la moneda. En segundo término, es neceasrio desarrollar formaciones profesionales en las que los jóvenes puedan poner un pie lo más pronto posible en una actividad remunerada”.

Mejor integración y comunicación

“Los jóvenes que en Suiza han terminado el aprendizaje de un oficio o de otra formación profesional carecen evidentemente de experiencia, una condición que exige la economía, pero que provoca trabas para obtener un puesto laboral”, indica a swissinfo.ch Claudia Menchini, dirigente de la Red de Empleo en Berna de la Fundación Diaconis, que ayuda a los jóvenes a terminar con el paro los más pronto posible.

"Además de los conocimientos exigidos, hoy resulta importante en el mercado de trabajo que la persona se comprometa con el negocio en el que pretende obtener un empleo y acepte las críticas, lo que resulta difícil entre los jóvenes adultos”, reconoce Menchini.

“Un hecho que se produce especialmente entre los jóvenes que proceden de un hogar con una cultura extranjera y lejana al sistema educativo helvético, donde no reciben el apoyo necesario para prepararse a esas exigencias”, opina.

Al respecto, agrega el sociólogo Karl Haltiner: “En Suiza se requiere una mejor integración de los menores extranjeros en el ámbito de la formación y mejorar la información, para los padres de familia extranjeros, sobre las posibilidades existentes en Suiza para la educación de sus hijos”.

La sensación de no tener futuro

En Suiza, los chicos que recién concluyen sus estudios básicos (nueve años de escuela) y quieren estudiar un oficio determinado –florista, zapatero, etc.- deben encontrar primero un puesto de aprendiz en algún negocio. Solamente así pueden comenzar este sistema de enseñanza que combina clases en la escuela y práctica en un centro laboral durante los 3 o 4 años de aprendizaje del oficio.

Claudia Menchini, en su experiencia con estos jóvenes en busca de una plaza de aprendiz, indica que con frecuencia observa en ellos señales de resignación, pues se dan cuenta que la mayoría de sus compañeros de escuela ya encontraron una puerta abierta en la consecución de su formación profesional y ellos, en cambio, tienen grandes dificultades.

Y es que estos chicos no cubren las exigencias del mercado de trabajo por lo que se enfrentan a repetir una y otra vez la misma historia: obtienene un trabajo temporal, vuelven al desempleo, buscan de nuevo trabajo con el respaldo de los centros de ayuda, obtienen un nuevo trabajo temporal, de nuevo el paro y de nuevo la búsqueda… “Así se genera una sensación de no tener futuro, de desesperanza”.

Desempleo juvenil En Europa

Suiza tiene una cuota de desempleo juvenil de 3,2% según estadísticas de marzo de 2012.

En Europa, el suizo es el nivel más bajo de paro juvenil.

El continente tiene un promedio de 20% de paro entre jóvenes: Espacio Euro: 21,6%, y en toda la Unión Europea, 22,4%.

En España y en Grecia asciende a 50% (50,5% y 50,4% respectivamente).

En Bulgaria, Irlanda, Italia, Lituania, Portugal y Eslovaquia, más del 30% de los menores de 25 años que han concluido estudios están desempleados.

(Fuente: Organización Mundial del Trabajo, OIT)

Fin del recuadro

En el mundo

A nivel mundial, la media del desempleo juvenil es de 12,7%, con tendencia a un incremento.

Según la OIT, este mismo año habrá, a escala mundial, 204 millones de desempleados de todas las edades.

Para 2013, calcula la cifra en 209 millones.

Tras la crisis financiera global reciente, 27 millones de nuevos desempleados se sumaron a la lista de parados en el mundo.

Fin del recuadro


(Traducción: Patricia Islas), swissinfo.ch

Neuer Inhalt

Horizontal Line


Instagram

Síganos en Instagram

Síganos en Instagram

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes