Medir el tiempo, una especialidad suiza

Considerada el buque insignia de la industria helvética, la relojería bate un récord éxito tras otro desde hace unos años. En gran parte, debido a la fascinación que causan los artículos de lujo en las economías emergentes. En este microcosmos que adora cultivar el secreto, nunca se puede descartar un brusco cambio de manivela.

A fondo
El reloj mecánico (este modelo data de 1956) cayó el el olvido pero desde los años 2000 vuelve a estar de moda.
Les horlogers suisses n'ont pas été à la fête l'an dernier. Ils ont particulièrement souffert de la baisse de la demande en provenance des pays asiatiques. 
Particulièrement apprécié en Chine, le label "swiss made" est désormais soumis à des règles plus strictes. 
Mostrar más