Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Elección del Consejo Federal: reglas y táctica

Las papeletas de sufragio terminan en la mesa de los escrutadores.

(Keystone)

La elección o la reelección de los miembros del gobierno se ciñe a normas estrictas, pero los parlamentarios conservan un margen de maniobra.

La ley no lo resuelve todo. Las mociones de orden y la táctica determinan también el resultado de la elección.

Suiza es una nación plurilingüe nacida de la voluntad de sus ciudadanos. Su sistema político no se basa en una representación republicana sino en la democracia directa. Eso implica una forma de gobierno singular.

Es un gobierno colegiado de siete consejeros federales (ministros) que son elegidos por la Asamblea Federal (las dos cámaras) siguiendo normas estrictas que se corresponden con una una lógica distribución del poder. Es así que la reelección de las personas electas es casi un procedimiento formal.

Las reglas de juego de la elección son bastante claras: el voto es secreto y los parlamentarios no están obligados a seguir las instrucciones de la fracción. El resultado puede, en consecuencia, deparar grandes sorpresas, precisamente porque las reglas no dirimen todas las situaciones imprevisibles.

Primero los más antiguos

Los consejeros federales son elegidos por separado, de acuerdo a la antigüedad en el cargo. Esta modalidad otorga a éstos más posibilidades de reeleccion. En cambio, los más nuevos corren el riesgo de recoger resultados estrechos, sin que ello tenga algo que ver con que si son buenos o malos consejeros federales.

A este proceso de confirmación sigue la elección de los nuevos miembros del Consejo Federal, es decir la denominada elección complementaria. De acuerdo a la ley, todas las personas elegibles pueden participar en las dos rondas iniciales del escrutinio. Desde la tercera vuelta ya no se admiten nuevas candidaturas.

Quien recibe menos de diez votos en la segunda vuelta es eliminado, y a partir de la tercera quien obtenga el menor número de sufragios.

Lo que las normas no resuelven

Las reglas no arreglan todas las situaciones. Ni la llamada ley parlamentaria ni el viejo Reglamento de 1976 contienen, por ejemplo, un procedimiento para el caso de que uno de los consejeros federales renuncie poco antes de la elección. Si tal fuera la situación, ¿habría que esperar hasta la siguiente sesión para proceder a una nueva elección para permitir así eventuales consultas?

Tampoco está claro si puede ser suspendida una sesión. Ya hubo un caso excepcional en el que un un reelegido o elegido no aceptó el nombramiento.

Allí donde la ley no ayuda a resolver surgen las denominadas” mociones de orden”, es decir las normas adecuadas a las circunstancias imprevistas. De esta manera, la mayoría puede modificar el curso del debate.

Las propuestas presentadas en los años 90 para enmendar la ley electoral del Consejo Federal (gobierno), no progresaron. Por lo visto, son muchos los parlamentarios que aprecian el margen de maniobra concedido en el actual marco legal.

En teoría, bastan dos parlamentarios en la sala

Ese margen de maniobra hace que los partidos no puedan imponer una línea a su delegación parlamentaria.

El asunto relativo a un mínimo de asistentes tampoco es un inconveniente. De acuerdo a lo señalado por el Servicio del Parlamento, es suficiente que, en casos extremos, haya dos parlamentarios en sala para validar una elección.

La mayoría es definida con respecto al número de votos: es suficiente la mitad más uno para constituir la mayoría.

Si este 10 de diciembre, la Unión Democrática de Centro (UDC) decide alterar la Fórmula mágicva actual y reclamar un segundo asiento en el gabinete federal, su delegación parlamentaria deberá presentar una solicitud que proponga, por ejemplo, postular a Christoph Blocher en lugar de los actuales ministros demócrata-cristianos Ruth Metzler o Joseph Deiss (o como sucesor del actual ministro de Finanzas, el radical Kaspar Villiger).


swissinfo, Alexander Künzle
(Traducción: Juan Espinoza)

Datos clave

Este 10 de diciembre, los consejeros federales se presentan en el siguiente orden a la reelección:

Moritz Leuenberger (PS), Pascal Couchepin (PRD), Ruth Metzler (PDC), Joseph Deiss (PDC), Samuel Schmid (UDC), Micheline Calmy-Rey (PS).

A continuación se elegirá al sucesor del cargo vacante que deja Kaspar Villiger (PRD).

Fin del recuadro

Contexto

La Asamblea Federal es la reunión de las dos cámaras; es decir, del Consejo Nacional (200 representantes del pueblo, diputados) y del Consejo de los Estados (46 representantes de los cantones, senadores).

“Renovación total”: se produce cada cuatro años, en la sesión de invierno que sigue a la elección del Parlamento. Se trata de reelegir o elegir a los siete miembros del Consejo Federal (gobierno). En la misma forma se puede cubrir la vacancia dejada por alguno de los ministros.

Fin del recuadro

Neuer Inhalt

Horizontal Line


Instagram

Síganos en Instagram

Síganos en Instagram

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes