Vaya directamente al contenido
Your browser is out of date. It has known security flaws and may not display all features of this websites. Learn how to update your browser[Cerrar]

Empresas inscritas en paraísos fiscales


Suiza, en los ‘Papeles de Panamá’


Las entidades creadas por Mossack Fonseca "no son ilegales, pero la mayoría de entre ellas han sido utilizadas como sociedades-pantalla para disimular haberes, gracias a "prestanombres", indica el diario Le Monde. (Keystone)

Las entidades creadas por Mossack Fonseca "no son ilegales, pero la mayoría de entre ellas han sido utilizadas como sociedades-pantalla para disimular haberes, gracias a "prestanombres", indica el diario Le Monde.

(Keystone)

Es apenas el inicio de una investigación gigantesca sobre 40 años de actividades del Grupo Mossack Fonseca de Panamá. En estos 2.6 terabytes de información sobre un supuesto mecanismo para ocultar fortunas, hay, al menos, 1 200 empresas suizas mencionadas.

Cuatro de las diez instituciones financieras más activas en la intermediación de transacciones en paraísos fiscales son suizas, según las revelaciones de este domingo en internet del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ, por sus siglas en inglés).

La investigación está basada en la filtración de datos de una sola empresa, el estudio de abogados Mossack Fonseca: más de once millones y medio de documentos, correos electrónicos, memorandos, registros y contratos realizados desde 1977 hasta 2015. Esta información revela actividades financieras de más de 215 000 empresas inscritas en paraísos fiscales (offshores), en las que figuran unos 140 políticos y personas públicas de todo el globo, entre ellos, los primeros ministros de Islandia e Pakistán, el presidente de Ucrania o el rey de Arabia Saudí.

Este gigantesco archivo fue dirigido, de modo anónimo, al diario germano Süddeutsche Zeitung, que tomó la decisión de compartir el proceso investigativo con el ICIJ. Durante un año, cerca de 400 periodistas de 78 países han analizado los datos que vinculan a personas de más de 200 países.

De acuerdo a las primeras informaciones reveladas este domingo, Suiza destaca, junto con Hong Kong y Gran Bretaña, entre los países más activos en la creación de entidades inscritas en paraísos fiscales, (16%).

Los bancos UBS, Credit Suisse (a través de una filial) y el HSBC Suiza, aparecen entre los establecimientos helvéticos implicados, indica el consorcio.

Según la célula de investigación del diario helvético 'Le Matin Dimanche', una de cada seis sociedades abiertas por Mossack Fonseca fue creada desde Suiza. de un total de 37 000 activas en junio de 2015.

Hoyo negro fiscal

La cifra es recogida por el diario de Ginebra 'Le Temps', que explica el perfil del despacho de abogados Mossack Fonseca, hoy en la mira: "El gabinete - con domicilio en Panamá y con sucursales en todas las jurisdicciones clave como Las Islas Vírgenes británicas, las Bahamas, Ginebra o Zúrich- se ha especializado en la venta en masa de estructuras offshore. Emplea a más de 500 personas".

"El cofundador del gabinete, Ramón Fonseca, es un hombre cercano al presidente panameño Juan Carlos Varela, que lo nombró 'ministro consejero', cuando fue electo en julio de 2014. Presentó su dimisión en mayo pasado", se indica en el artículo de Le Temps.

"Panamá es descrito, con frecuencia, como uno de los últimos hoyos negros financieros del planeta. Mientras Suiza, Luxemburgo o Singapur se preparan para adoptar el intercambio automático de información, Panamá ha sido colocado en la lista de la OCDE de jurisdicciones no cooperativas", señala el artículo.

Suiza, no es la única al centro de la investigación

Desde Basilea, la Asociación Suiza de Banqueros (SBA, en sus siglas en inglés), en voz de su portavoz para el Mundo Latino, Daniela Flückiger, indicó este lunes a swissinfo.ch sobre la mayor filtración de datos de todos los tiempos, los ‘papeles de Panamá: “La plaza financiera suiza no está sola al centro de esa investigación global”.

Flückiger recuerda que “los bancos suizos han asumido todas las normas internacionales y hace mucho tiempo aceptaron el intercambio automático de información como nuevo estándar mundial de la regulación financiera”.

“Suiza tiene una base legal muy estricta sobre actividades vinculadas al lavado de dinero y para la identificación del propietario y el beneficiario efectivo de las cuentas abiertas sus entidades bancarias. Las instituciones financieras deben cumplir con esas regulaciones y leyes en Suiza y en otros países en los que operan; y las autoridades financieras deben investigar si las han respetado”, concluye.

Los amigos de Putin

Uno de los nombres mencionados es el de Sergei Roldugin, amigo cercano del presidente ruso Vladimir Putin. Según indica el diario helvético Tages-Anzeiger, Roldugin colocó inmensas sumas de dinero en la sucursal zuriqueza de la institución financiera rusa Gazprombank, en el marco de una supuesta red financiera clandestina.

El director del bufete panameño, Ramón Fonseca, dijo que la firma no ha actuado mal, pero reconoció en una entrevista telefónica con Reuters que sufrió un ataque cibernético "limitado" y dijo que era víctima de una ofensiva internacional contra la privacidad.

El directivo dijo que la firma, que se especializa en la creación de empresas offshore, ha formado más de 240.000 sociedades y que la gran mayoría de ellas ha sido para usos legítimos.

El caso de la FIFA

Según los primeros detalles revelados ayer, existen datos filtrados que sugieren un posible vínculo entre un miembro del comité de ética de la FIFA y un funcionario del fútbol uruguayo que fue detenido el año pasado como parte de una investigación estadounidense sobre la corrupción en el deporte.

El comité de ética de la FIFA dijo en un comunicado el domingo que uno de sus miembros, Juan Pedro Damiani, está siendo investigado por una posible relación de negocios con su colega uruguayo Eugenio Figueredo, uno de los dirigentes del fútbol detenidos en Zúrich el año pasado.

Damiani dijo a Reuters el domingo en Montevideo que se desvinculó de su relación con Figueredo cuando éste fue acusado de corrupción.

En los documentos también aparece citado el presidente de la UEFA, Michel Platini, pero éste dijo en un comunicado a la AFP que todas las actividades referidas fueron informadas a las autoridades suizas, donde reside fiscalmente desde 2007.

Sobre España, Argentina, México y Venezuela

Los ‘Papeles de Panamá’ también revelan que la infanta Pilar de Borbón, hermana del rey Juan Carlos y tía del actual monarca, también "presidió y dirigió durante años una empresa radicada en Panamá" y gestionada por Mossack Fonseca.

Pilar de Borbón se convirtió en presidenta de Delantera Financiera SA, en 1974, pero aunque en 1993 ya no ocupaba el puesto, siguió vinculada con esta sociedad, que se disolvió el 24 de junio de 2014, cinco días después de la proclamación de Felipe como rey de España.

La filtración salpica al empresario mexicano Juan Armando Hinojosa Cantú, dueño del grupo Higa, contratista del Gobierno y cercano al presidente Enrique Peña Nieto.

También, en Venezuela, involucró a un jefe de seguridad de Hugo Chávez, a un general que dirigió su plan piloto de misiones sociales y a un auditor de petrolera estatal Pdvsa.

Según la página web el ICIJ, también hay datos sobre el presidente argentino, Mauricio Macri:

"Macri integró, junto con su padre y su hermano Mariano, el directorio de una sociedad offshore registrada en las islas Bahamas desde 1998, identificada como Fleg Trading Ltd", señaló el diario argentino La Nación, que participó en el análisis de los documentos.

El Gobierno argentino afirmó en un comunicado que Macri "nunca tuvo, ni tiene una participación en el capital de esa sociedad", que "estuvo vinculada al grupo empresario familiar" del presidente.

Por su parte, las autoridades de Panamá indicaron en un comunicado que "cooperarán vigorosamente (...) en caso de que se desarrolle algún proceso judicial".

swissinfo.ch con agencias, menciones de diarios suizos y gráficos del ICIJ

Derechos de autor

Todos los derechos reservados. Los contenidos de la oferta web de swissinfo.ch están protegidos por los derechos de autor. Solo se permite su utilización para fines personales. Cualquier uso de contenidos de la oferta web que excede esta finalidad, especialmente su difusión, modificación, transmisión, almacenamiento y copia, solo puede tener lugar con el previo consentimiento por escrito de swissinfo.ch. Si tiene interés en un uso en estos términos, le rogamos que nos envíe un correo electrónico a contact@swissinfo.ch.

Más allá del uso personal, se permite únicamente la colocación de un hiperenlace a un contenido específico en el propio sitio web o en un sitio web de terceros. Los contenidos de la oferta web de swissinfo.ch solamente pueden incorporarse respetando su integralidad y en un contexto sin publicidad. Para todo soporte lógico, directorio, todos los datos y sus respectivos contenidos de la oferta web de swissinfo.ch que explícitamente se ponen a disposición para descargar, se otorgan licencias exclusivas y no transferibles que se limitan a la descarga y al almacenamiento en equipos personales. Todos los derechos extensibles que van más allá, continúan siendo de la propiedad de swissinfo.ch. No se admite, en particular, la venta o cualquier tipo de uso comercial.

×