Vaya directamente al contenido
Your browser is out of date. It has known security flaws and may not display all features of this websites. Learn how to update your browser[Cerrar]

Argentina


En antigua ESMA, honran labor del CICR durante la Dictadura


Por Norma Domínguez, Buenos Aires


El embajador suizo ante Argentina, Hanspeter Mock, inaugura en la otrora ESMA, en Buenos Aires, la exposición 'Junto a las Víctimas', del fotógrafo suizo Jean Mohr.  (Norma Domínguez)

El embajador suizo ante Argentina, Hanspeter Mock, inaugura en la otrora ESMA, en Buenos Aires, la exposición 'Junto a las Víctimas', del fotógrafo suizo Jean Mohr. 

(Norma Domínguez)

Testimonios de víctimas de la Dictadura Cívico-Militar más sangrienta que vivió la Argentina (1973-1983) y la muestra ‘Junto a las Víctimas’, del fotógrafo suizo Jean Mohr, contribuyen a honrar la labor del Comité Internacional de la Cruz Roja, en el marco de su 150 Aniversario.

Organizada por la Embajada de Suiza en Buenos Aires, la Cancillería argentina y el Espacio 'Memoria y Derechos Humanos', la exposición ofrece una mirada sobre la tarea humanitaria del CICR y estará abierta hasta el 8 de junio.

Los testimonios, presentados luego de la inauguración de la muestra, permitieron conocer, de manera directa, la labor específica de ayuda y acompañamiento a las víctimas durante los años de la Dictadura en Argentina.

En charla con swissinfo.ch, el embajador suizo, Hanspeter Mock, señaló que encontraron propicio hacer un reconocimiento al CICR con motivo de sus 150 años, en un momento en que la institución está reforzando sus lazos con la Argentina.

“Es una gran satisfacción llevar adelante esta muestra en la antigua Escuela de Mecánica de la Armada (ESMA), porque nos permite celebrar los 150 años del Comité y los lazos que tenemos con la Argentina, y, al mismo tiempo, dar testimonio del trabajo de protección de las víctimas por parte del CICR que es reconocido a nivel mundial”, sostuvo Mock.

El embajador enfatizó el “honor de poder contar con la colaboración de la Cancillería argentina en la realización de esta muestra, ya que su apoyo institucional nos ha sido otorgado desde el primer momento y es un reflejo más de la estrecha y eficiente cooperación que mantienen nuestros dos países en materia de derechos humanos al nivel internacional”.

La acción del CICR en esos años oscuros

En la mesa testimonial participaron Alexandra Manescu, jefa de la Misión del CICR en Argentina; María Teresa Piñero, viuda de Ángel Georgiadis (detenido y ejecutado por el régimen militar) e integrante de la Comisión de Relevamiento para la Recuperación de la Memoria Histórica de la Cancillería; Jorge Giles, exdetenido y actual director del Museo Malvinas e Islas del Atlántico Sur; Eduardo Jozami, exdetenido y director del Centro Cultural de la Memoria Haroldo Conti, y Daniel Tarnopolsky, familiar de desaparecidos, miembro del Directorio de los Organismos de Derechos Humanos del Espacio Memoria.

Manescu recordó que los golpes de Estado en Chile y en Argentina, en 1973 y 1976 “causaron un incremento drástico de las consecuencias humanitarias en la región con un alto número de víctimas, es decir, muertos, heridos, torturados, detenidos, desaparecidos, desplazados y refugiados, entre otros”.

Cuando se refirió a la labor de la Cruz Roja en aquellos años en Argentina, contó las trabas a las que se enfrentaban cotidianamente para acceder a la información.

“A pesar de eso, el CICR logró registrar a personas privadas de libertad en ese periodo de la historia argentina. Es importante destacar que el registro de cada persona visitada es una herramienta que puede ayudar a evitar desapariciones. Así, a fines de 1976 el CICR registró a 3 800 detenidos; en 1978, 4 200; en 1979, 3 500; en 1980, 2 100; en 1981, 1800; en 1982, 1000; en 1983, 500 y en 1984,15”.

“El CICR también recibió a muchas familias de personas desaparecidas e intentó averiguar su suerte y paradero a través de su Agencia Central de Búsqueda. Así, entre 1977 y 1981, el CICR entregó varios listados con los nombres de 2 309 personas desaparecidas a las autoridades de facto de Argentina, sin que lamentablemente se diera respuesta alguna”.

‘Junto a las Víctimas’, mucho más que fotografías

El Espacio 'Memoria y Derechos Humanos', que funciona actualmente en la otrora ESMA, cuyas paredes fueron testigo de las más atroces vejaciones a la dignidad humana y que representa un punto histórico que se revela al olvido, es escenario ideal para mostrar la obra de Jean Mohr. El fotógrafo suizo documenta con imágenes cómo el hombre encuentra una forma de vivir “normalmente”, aún en las peores circunstancias.

El Ministerio de Exteriores de Suiza y el ‘Musée de l’Elysée’ de Lausana produjeron la muestra ‘Junto a las víctimas – Fotografías de Jean Mohr’, un trabajo que aborda la suerte de las víctimas de conflictos, de los refugiados y de las comunidades que sufren a causa de la guerra y que siguen en peligro.

Con más de 80 exposiciones en todo el mundo, Mohr comparte su obra fotográfica humanista, en la que muestra desde las precarias condiciones de la Franja de Gaza hasta los casos de Chipre y Tanzania, y presenta la problemática de las víctimas de los conflictos en su dimensión histórica, capturando equilibradamente la sensibilidad, la emoción y la reflexión de tan significativas cicatrices.

Derechos de autor

Todos los derechos reservados. Los contenidos de la oferta web de swissinfo.ch están protegidos por los derechos de autor. Solo se permite su utilización para fines personales. Cualquier uso de contenidos de la oferta web que excede esta finalidad, especialmente su difusión, modificación, transmisión, almacenamiento y copia, solo puede tener lugar con el previo consentimiento por escrito de swissinfo.ch. Si tiene interés en un uso en estos términos, le rogamos que nos envíe un correo electrónico a contact@swissinfo.ch.

Más allá del uso personal, se permite únicamente la colocación de un hiperenlace a un contenido específico en el propio sitio web o en un sitio web de terceros. Los contenidos de la oferta web de swissinfo.ch solamente pueden incorporarse respetando su integralidad y en un contexto sin publicidad. Para todo soporte lógico, directorio, todos los datos y sus respectivos contenidos de la oferta web de swissinfo.ch que explícitamente se ponen a disposición para descargar, se otorgan licencias exclusivas y no transferibles que se limitan a la descarga y al almacenamiento en equipos personales. Todos los derechos extensibles que van más allá, continúan siendo de la propiedad de swissinfo.ch. No se admite, en particular, la venta o cualquier tipo de uso comercial.

×