AFP internacional

Una mujer vota en el referéndum sobre el acuerdo de paz con la guerrilla de las FARC el 2 de octubre de 2016, en el Consulado de Colombia en Nueva York

(afp_tickers)

El "Sí" a la paz con las FARC en Colombia lideraba este domingo por cerrado margen el conteo de votos del crucial plebiscito sobre el acuerdo para terminar 52 años de conflicto armado con esa guerrilla marxista.

Con el conteo de 31,26% de las mesas de votación, el "Sí" (50,27%) superaba al "No" (49,72%), según el último reporte preliminar de la autoridad electoral.

Unos 34,9 millones de colombianos fueron convocados a pronunciarse sobre el pacto firmado el 26 de septiembre entre las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y el gobierno de Juan Manuel Santos, en una jornada que transcurrió con tranquilidad.

Lo negociado desde 2012 en La Habana quedará ratificado si los votos por el "Sí" suman más de 4,5 millones y son superiores a los del "No". El resultado final se espera sobre las 17H00 (22H00 GMT).

"La paz es el camino", dijo Santos al votar en el centro de Bogotá. "Todos los colombianos debemos ser protagonistas de este cambio histórico", enfatizó sobre esta votación no obligatoria.

El gobierno ha dicho no tener un plan B, pero según las encuestas triunfará el voto afirmativo a la pregunta: "¿Apoya usted el acuerdo final para la terminación del conflicto y la construcción de una paz estable y duradera?".

"Voté por el 'Sí' porque creo que tenemos que mirar, no hacia los que hicieron el mal, sino a todos los campesinos y a toda nuestra población pobre que ha sufrido muchísimo", dijo a la AFP Consuelo Ballesteros, una consultora de 59 años.

Los últimos sondeos daban ganador al "Sí", con un 20% de adhesiones frente al "No", apoyado por el expresidente Álvaro Uribe (2002-2010).

"La paz es ilusionante, los textos de La Habana decepcionantes", dijo el exmandatario y actual senador, para quien el acuerdo otorga impunidad a los rebeldes y encamina al país hacia el "castrochavismo" de Cuba y Venezuela.

José Gómez, un pensionado de 70 años, votó convencido el 'No': "Es absurdo premiar a unos criminales narcoasesinos que han hecho al país un desastre", dijo.

Los colombianos, entre ellos la excandidata presidencial Ingrid Betancourt, rehén de las FARC durante seis años, también votaron en el exterior, donde la jornada electoral finalizó ya en 39 países.

- "Ofrecemos perdón" -

"Hay quienes arriesgan todo por continuar la guerra. Y esto hiere el alma", dijo el papa Francisco al saludar el acuerdo con las FARC, apoyado por famosos desde Shakira, Juanes y Carlos Vives, hasta Carlos "El Pibe" Valderrama y el actor colombo-estadounidense John Leguízamo.

El pacto, de 297 páginas, se encamina a terminar el principal y más antiguo conflicto armado de América, un complejo entramado de violencia entre guerrillas, paramilitares y agentes estatales, con saldo de 260.000 muertos y 6,9 millones de desplazados.

"Colombia se lo juega todo en este plebiscito, en lo social, en lo económico y en lo político", dijo a la AFP Jorge Restrepo, director del centro de análisis Cerac.

La profesora Arlene Tickner, de la Universidad del Rosario, dijo que cualquiera sea el resultado, "la voluntad de paz entre las partes es muy fuerte y el apoyo de la comunidad internacional también", con lo cual de alguna forma se buscará implementar lo acordado.

Si se aprueba el acuerdo, las FARC ingresarán a la política legal. Sus 5.765 combatientes, según cifras de la guerrilla, deberán concentrarse en 27 sitios para su desarme y posterior reinserción a la vida civil, un proceso de seis meses que será supervisado por las Naciones Unidas.

Los colombianos dicen estar hartos de la guerra, pero muchos rechazan hacer concesiones a las FARC, que marcaron la historia reciente con masacres, secuestros, extorsiones y desapariciones forzadas.

"Sabemos que hemos cometido errores, ofrecemos perdón a toda Colombia", indicó este domingo el grupo rebelde en su cuenta en Twitter, asegurando querer ahora "construir juntos un país en paz".

- "Sería lastimoso" -

"La guerrilla comenzó la destrucción de armamento artesanal ayer, ha ofrecido un inventario de bienes para reparar, ha pedido perdón. Sería lastimoso que eso se frustrara", señaló al votar Humberto de la Calle, jefe negociador del gobierno con las FARC, enumerando los gestos de los rebeldes como muestra de su compromiso con lo acordado.

El experto en temas de guerra de la Universidad de la Sabana, Carlos Alfonso Velásquez, destacó la decisión de destinar "recursos de guerra" para indemnizar a las víctimas. "Es un paso en la dirección correcta", dijo a la AFP.

Luego del pedido de perdón del líder de las FARC, Rodrigo Londoño ("Timochenko"), durante la firma del pacto en Cartagena, víctimas y victimarios se abrazaron en La Chinita, noroeste de Colombia.

"Si lo que están pidiendo está en su corazón, bienvenido sea", dijo a AFP Dylgna Gutiérrez, hija de la organizadora de una verbena que hace 22 años terminó allí con 35 muertos a manos de las FARC. "El olor a sangre no nos dejaba", aseguró el viernes.

Tras la desmovilización de los paramilitares hace una década, Colombia debe aún acordar la paz con el guevarista Ejército de Liberación Nacional (ELN), con unos 1.500 miembros armados y nacido en 1964 al igual que las FARC.

"Seguimos cumpliendo el cese unilateral", indicó la guerrilla, que declaró una tregua hasta el miércoles para favorecer el desarrollo del plebiscito.

El ELN tiene al menos tres rehenes, según el gobierno, que exige su liberación para instalar un diálogo formal.

afp_tickers

 AFP internacional