Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

HECHOS O MITOS ¿Por qué las madres suizas se quedan al cuidado del hogar?

Una mujer y dos niños sentados a orillas de un lago

Dado que, en Suiza, la mayoría de las mujeres con hijos trabajan a tiempo parcial, en la práctica estas mujeres se quedan en casa durante parte de la semana laboral.

(Keystone / Walter Bieri)

Un lector nos ha preguntado si es verdad que las mujeres suizas, una vez que tienen hijos, tienden a ser madres que se quedan en casa al cuidado de la familia. Aunque los datos muestran claramente que esto ya no es así, las mujeres, que tienen más probabilidades de abandonar sus carreras cuando llegan los hijos, asumen la mayor parte de las tareas domésticas y del cuidado de los hijos. 

En los últimos 30 años, las cosas han cambiado mucho. Mientras que en 1991 el 40% de las madresEnlace externo no tenía un trabajo remunerado, en la actualidad solo una pequeña parte de las mujeres con hijos –una de cada cinco, aproximadamente– son madres que se quedan en casa, tal y como informa la Oficina Federal de Estadística. 

Este organismo también indica que la mayoría de las mujeres (especialmente aquellas que tienen estudios superiores) vuelven al trabajo dentro del primer año después de dar a luz.

Percentage of women in paid work 2018

Porcentaje de mujeres con trabajo remunerado en Suiza, 2018

Dicho esto, en Suiza, la mayoría de las madres que trabajan fuera de casa están empleadas a tiempo parcial (ver infografía más abajo), mientras que en la Unión Europea la media es de entorno al 37%Enlace externo.

De hecho, el arreglo más común hoy en día entre las parejas suizasEnlace externo con hijos recuerda (y mucho) al modelo tradicional de familia que prevalecía décadas atrás: padre trabajador y madre ama de casa. El padre (aunque ya no es el único sostén de la familia) tiende a tener un trabajo a tiempo completo, mientras que la madre trabaja a tiempo parcial. En cambio, pocos son los padres con un trabajo a tiempo parcial (el 11%), mientras que entre la mayoría de las parejas sin hijos ambos trabajan a tiempo completo.

Women in part-time work 2018

Porcentaje de mujeres que trabajan a tiempo parcial, 2018

Pero los datos revelan algo paradójico. Muestran una sociedad progresista de mujeres trabajadoras que, al mismo tiempo, también son madres que se ocupan del hogar a tiempo parcial y que, por lo tanto, asumen la responsabilidad principalEnlace externo de las tareas domésticas y del cuidado de los hijos. En una entrevista con la investigadora principal de un exhaustivo análisisEnlace externo de la vida familiar en Suiza, una periodista señalóEnlace externo: “Parece una escena de los años 50… ¿Se puede encontrar todavía a la madre suiza entre fogones?”. La investigadora Clémentine Rossier respondió diciendo que “en cualquier caso, está mucho menos emancipada de lo que nos gustaría creer”.   

Trabajadoras y al frente de las tareas domésticas

La relación de Suiza con las costumbres familiares tradicionales sigue siendo difícil de salvar tanto para los suizos como para los extranjeros. Tal y como muestran los datos de la Oficina Federal de Estadística, más de un tercio de los hombres y alrededor de una cuarta parte de las mujeres creen que un niño sufreEnlace externo cuando la madre trabaja fuera del hogar.

Para los expatriados (que en los últimos años han puntuado mal al país respecto a la conciliación de la vida laboral y familiar) esta forma de pensar puede resultar chocante. Un padre que vive en Zúrich escribió a swissinfo.ch que “la gran mayoría de la gente se sorprende mucho al saber que me quedo en casa. Y más todavía cuando se enteran de que mi esposa trabaja a tiempo completo”.

Las razones por las que en Suiza las madres y los padres siguen desempeñando roles relacionados con el género se remontan al enfoque históricamente liberal y no intervencionista del país respecto a la política familiar. Según dicho enfoque, el Estado deja el cuidado de los hijos totalmente en manos de la esfera privada.

“En nuestra sociedad siguen estando muy presentes las estructuras sociales y económicas que se crearon cuando el denominado ‘modelo del hombre como sostén de la familia’ formaba la base de la vida familiar y laboral; y se mantiene la idea de que si alguien tiene o quiere un hijo es un asunto privado”, dice Francesco Giudici, de la Oficina de Estadística del cantón del Tesino.

Y añade que los efectos de este enfoque se pueden sentir en el lugar de trabajo y en la sociedad en general. El hecho de que la legislación actual exija, por ejemplo, un permiso de maternidad de 14 semanas, pero solo un día para los padres, fomenta, casi desde el principio, una distribución desigual del cuidado de los hijos dentro de la pareja, tal y como señala Giudici en un análisis de 2017Enlace externo sobre la situación de las madres trabajadoras. 

Giudici cree que, aunque el pasado mes de septiembre el Parlamento aprobó un permiso de paternidad de dos semanas, este cambio –si los votantes lo aceptan (un grupo de partidos se dispone a recolectar las firmas necesarias para someterlo a referéndum)– no supondrá una gran diferencia en cómo los hombres y las mujeres dividen las responsabilidades laborales y familiares.  

“Incluso si se introdujera un permiso parental igualitario, hay otros factores que podrían seguir favoreciendo las normas y prácticas tradicionales en la división del trabajo entre madres y padres”, explica. 

Para Giudici uno de los factores que desalienta a que ambos miembros de la pareja trabajen a tiempo completo es la fiscalidad progresiva de las parejas casadas, ya que tener una suma mayor de ingresos combinados supone pagar más impuestos. 

Y como las mujeres suelen ganar menos que los hombres, son ellas las que tienden a reducir sus horas de trabajo o simplemente las que dejan de trabajar.

Una realidad predestinada

Según la encuesta más reciente sobre las familias en Suiza, alrededor del 70% de las mujeres jóvenes temen que tener un hijo repercuta negativamente en sus perspectivas profesionales. La investigadora Clémentine Rossier defiende que el sistema determina las expectativas de las mujeres sobre el equilibrio entre el trabajo y la vida familiar. 

“Ellas eligen profesiones ‘femeninas’ y trayectorias profesionales peor pagadas a las que es más fácil volver [después de tener hijos]”, dice a swissinfo.ch la profesora de la Universidad de Ginebra. “Entonces, cuando surge la pregunta de quién debe pasar tiempo con los niños, siempre es ella, ya que su poder adquisitivo es menor y está preparada para ello”.   

Otro resultado del enfoque liberal de la política familiar es la falta de servicios de guardería, que además son caros.

“Una gran parte de la población sigue estando en contra de que se cuide a los niños pequeños fuera de la familia”, cuenta Rossier. Aunque las actitudes tienden a ser positivas cuando el cuidado infantil externo está bien establecido y es de alta calidad. Algo que, según la profesora de demografía, ocurre en las ciudades y en la Suiza francófona.

En Suiza, el 30% de los niños menores de tres añosEnlace externo asiste a algún tipo de guardería. Un porcentaje que se sitúa justo por debajo de la media de la UE (el 34%), pero muy inferior al de países como Dinamarca (con un 70%) y Suecia (con un 57%). En cambio, muchas familias con niños menores de 13 años (el 42%) para su cuidado dependen de su entornoEnlace externo (los abuelos, por ejemplo).

La edad de los hijos en el hogar también tiene un impacto significativo en la participación de las madres en la vida activa. Aquellas mujeres con hijos en edad preescolar tienen menos probabilidades de ser profesionalmente activas: alrededor de las tres cuartas partes de las madres con un hijo menor de cuatro años tienen un trabajo; frente al 85% de las madres de adolescentes. 

Las madres de niños pequeños también trabajan menos horas que las mujeres con hijos mayores. A menudo menos del 50% de la semana laboralEnlace externo.

CÓMO VERIFICA LA INFORMACIÓN SWISSINFO.CH Así trabajamos

Pruebas para confirmar la información Optamos por testimonios de figuras públicas que pueden hacer que la audiencia se pregunte: “¿Es esto cierto?”.

La investigación de Giudici revela que cuantos más hijos tiene una mujer, menos posibilidades tiene de estar empleada. Un factor probable es lo que cuesta el cuidado de los niños, que aumenta con cada hijo.

Incluso cuando los hijos crecen, los padres que trabajan deben encontrar soluciones para cuidar de ellos, ya que la jornada escolar es más corta que la laboral y en muchos municipios no hay comedores escolares, dice Giudici.

Un equilibrio difícil de alcanzar  

No es de extrañar que, con estas estructuras sociales y políticas, para ambos progenitores resulte difícil encontrar un equilibrio justo entre las responsabilidades profesionales y familiares, como admiten Rossier y Giudici.   

En Suiza en la práctica resulta tan difícil compatibilizar la vida laboral y familiar –apunta Rossier– que las únicas mujeres que trabajan fuera de casa a tiempo completo son las que se ven obligadas a hacerlo debido a los bajos ingresos de su hogar. Las madres solteras, por ejemplo, tienen una tasa de participación en la vida laboral más alta que las madres que viven en pareja, y también son menos propensas a trabajar a tiempo parcial (ver infografía más arriba).    

A diferencia de Giudici, Rossier ve cierta esperanza en un futuro permiso de paternidad. Esos primeros días, a largo plazo, son cruciales, dice, y un permiso más generoso daría tiempo a ambos progenitores a familiarizarse con su recién nacido y “compartir las nuevas tareas por igual”.

“De lo contrario, estar con un bebé sigue siendo poco habitual para los padres y las madres se especializan demasiado en ello”, explica Rossier.

Y este es un patrón que puede perdurar, incluso a medida que el niño crece, agrega Rossier.

Este artículo es parte de una serie de comprobaciones de datos sugeridas por nuestros lectores, que nos escriben con afirmaciones o quejas sobre Suiza que debemos comprobar. Aquí abajo puede ver las comprobaciones que ya hemos hecho.

Fin del recuadro


Traducción del inglés: Lupe Calvo

Neuer Inhalt

Horizontal Line


Instagram

Síganos en Instagram

Síganos en Instagram

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes