Reuters internacional

Foto del domingo de Usain Bolt celebrando tras ganar el oro en los 100 mts planos de los Juegos de Río. 14/08/2016. El atleta jamaiquino Usain Bolt logró el domingo un hito histórico al ganar los 100 metros planos en los Juegos de Río, su tercer oro olímpico consecutivo en esta prueba, demostrando que pese a algunos problemas físicos sigue siendo el hombre más rápido del mundo. REUTERS/Kai Pfaffenbach IMAGEN SOLO PARA USO EDITORIAL. PROHIBIDA SU VENTA PARA CAMPAÑAS DE MARKETING O PUBLICIDAD.

(reuters_tickers)

Por Mitch Phillips

RÍO DE JANEIRO (Reuters) - El atleta jamaiquino Usain Bolt logró el domingo un hito histórico al ganar los 100 metros planos en los Juegos de Río, su tercer oro olímpico consecutivo en esta prueba, demostrando que pese a algunos problemas físicos sigue siendo el hombre más rápido del mundo.

Bolt, que suma siete oros olímpicos y buscará otros dos en Río cuando corra los 200 metros y la posta de los 4x100 metros, se impuso con marca de 9,81 segundos.

El jamaiquino superó a su archirrival estadounidense Justin Gatlin, fuertemente abucheado por el público en el estadio olímpico, quien se quedó con la plata al parar los relojes en 9,89 segundos, dos centésimas más rápido que el canadiense Andre De Grasse, medalla de bronce.

El jamaiquino Yohan Blake fue cuarto con 9,93 segundos y se quedó fuera del podio.

Gatlin dominó la prueba hasta los 70 metros, cuando Bolt lo superó y se encaminó a la victoria que lo convirtió en el primer hombre que gana tres oros olímpicos seguidos en los 100 metros en la historia.

El jamaiquino ha ganado cada competencia individual importante en la que participó desde 2008, con excepción de la del Mundial 2011, cuando fue descalificado por una partida en falso, lo que equivale a cinco oros olímpicos y siete en los torneos planetarios.

"Esto es por lo que entrenamos, les dije que iba a lograrlo", dijo Bolt a la prensa. "Manténganse en sintonía, quedan dos más por delante".

"Alguien dijo que puedo ser inmortal, dos medallas más y puedo despedirme. Inmortal", agregó.

Bolt, de 29 años, comenzó a golpearse el pecho al cruzar la meta y desató su característico festejo con saltos, gritos, poses y fotos con los aficionados que lo alentaban y le lanzaban objetos.

"Hoy no fue perfecto, pero lo conseguí y estoy muy orgulloso de lo que he logrado (...) nadie más lo ha hecho o siquiera intentado", declaró.

Ya seguro de su estatus de leyenda en la pista, Bolt también deleitó al público al dar una vuelta olímpica, posar para fotografías y estrechar las manos de sus seguidores antes de tomarse el tiempo para satisfacer las demandas de los medios.

"Quería ir más rápido pero ejecuté bien lo que tenía que hacer para llegar primero a la meta. Lo más importante era estar concentrado y no apurarme y cometer errores (...) Lo que me pasa es brillante, estar haciendo lo que he logrado y que quede para la historia es maravilloso", agregó.

Bolt se mostró sorprendido por el duro recibimiento a Gatlin, quien estuvo suspendido dos veces por dopaje y a los 34 años buscaba convertirse en el campeón de los 100 metros de mayor edad.

"Es la primera vez que me pasa que entro a un estadio y abuchean a alguien. Realmente fue impactante", dijo el jamaiquino.

No fue una sorpresa ver a Gatlin, el hombre más rápido en las semifinales, en su habitual comienzo explosivo, pero Bolt tardó más que lo habitual en alcanzarlo.

"Él siempre tiene un buen inicio y el mío no fue tan bueno, pero yo sólo pensaba 'no entres en pánico, me abriré camino'", declaró Bolt.

"En la repetición se veía peor de lo que se sintió en la carrera y después de sentirme tan bien en las semifinales estaba muy confiado. Sólo tenía que mantener la compostura y cumplir. Y eso fue lo que hice", añadió.

(Editado en español por Javier Leira y Carlos Aliaga)

reuters_tickers

 Reuters internacional