Vaya directamente al contenido
Your browser is out of date. It has known security flaws and may not display all features of this websites. Learn how to update your browser[Cerrar]

Justicia


Los crímenes de pedofilia, imprescriptibles


Por Clare Odea


 (Reuters)
(Reuters)

No hay un límite de tiempo para el sufrimiento causado por los abusos a menores y las víctimas ya no tendrán un tiempo límite para llevar a juicio a sus agresores, según la modificación legislativa en vigor desde este primero de enero.

A pesar de la oposición de las autoridades y de los medios jurídicos, ya no habrá prescripción para los actos sexuales o pornográficos cometidos contra niños menores de 12 años. Hasta ahora, las víctimas debían presentar su denuncia antes de haber cumplido los 25 años.

El cambio obedece a una iniciativa popular lanzada por una organización de padres; pero el proceso ha sido largo. El movimiento ‘Marche Blanche’ (Marcha Blanca) presentó suficientes firmas para generar una votación a nivel nacional en noviembre del 2008, en la cual el 52% de los votantes aceptó las enmiendas constitucionales propuestas.

Los únicos otros crímenes para los que no existe prescripción en Suiza son el genocidio y los crímenes contra la Humanidad. En lo que respecta al asesinato, existe una limitación de 30 años para llevar el caso a juicio.

Una de cada cuatro

Se calcula que, en Suiza, una de cada cuatro mujeres y uno de cada diez hombres sufrieron abusos sexuales durante su infancia.

Esto incluye incidentes únicos y ofensas sin contacto, tales como actos de exhibicionismo.

Dos tercios de las víctimas son chicas y un tercio, chicos.

Por edades, el grupo más afectado es entre 7 y 12 años.

Algunos niños sufren estos abusos una única vez, pero muchos otros sufren abusos repetidos, incluso a lo largo de los años.

Fuente: Asociación Suiza de Protección Infantil

Excepción

“La excepción en el caso de abuso a menores está justificada”, subrayó Oskar Freysinger, parlamentario de la Unión Demócrata Cristiana (UDC/derecha conservadora) y miembro del comité que impulsó la iniciativa en 2008.

“Para mí, el abuso sexual a un menor equivale a un crimen contra la humanidad. Es la peor cosa que pueda hacerse, porque un niño es incapaz de defenderse”, comentó Freysinger a swissinfo.ch.

“Me pongo en el lugar de la víctima y pienso que ésta debería tener derecho a ver a la persona que abusó de ella ante la justicia, si ello le ayuda a su recuperación psicológica. Y esto es válido aunque hayan pasado 30 años”.

Para los opositores de la reforma, la modificación del estatuto de limitaciones es desproporcionada y no necesariamente llevará a más abusadores antes la justicia. Eveline Widmer-Schlumpf , ministra de Justicia en el momento de la votación de la ley, señaló que la medida “podría conducir a la decepción de las víctimas y reactivar su traumatismo”.

La legisladora Christa Markwalder, del Partido Demócrata Radical (PDC/centro derecha), consideró por su parte que la imprescriptibilidad en los casos de abusos contra menores, pondría a éstos al mismo nivel que los actos terroristas o los crímenes contra la humanidad.  

El Gobierno ha propuesto extender el periodo de prescripción a 15 años una vez que la víctima haya cumplido 18. Pero diversos casos que han recibido gran atención mediática han demostrado que las víctimas pueden seguir saliendo a la luz incluso décadas más tarde del abuso. Muy en particular, si se trata de un agresor en serie.

De hecho, el peor de los casos de los que Suiza tenga memoria data de 2011. Se trata de un trabajador sanitario acusado de haber abusado de más de 120 niños y adultos con problemas mentales internados en instituciones. A pesar de la gravedad de los crímenes que se le imputan, el acusado solo será juzgado por un cuarto de la totalidad de los casos.

¿Una señal equivocada?

Los expertos legales se interrogan acerca de si el cambio en la legislación se verá reflejado en más penas de cárcel. El fiscal de Zúrich, Markus Oertle, indicó  a swissinfo.ch que la modificación envía una señal errónea a las víctimas.

“Es un mensaje que les deja entender que pueden esperar antes de denunciar un caso. Pero para que la fiscalía pueda realizar su trabajo con más probabilidades de éxito es muy importante que haya pasado el menor tiempo posible entre el crimen y su denuncia”, explicó.

Y es que hay una lógica detrás de las limitaciones. “El sentido es que impide juicios innecesarios, o sea los que tienen pocas probabilidades de éxito dado que cuanto más atrás en el tiempo haya ocurrido un crimen, menores son las posibilidades de resolverlo con éxito”, analizó Oertle.

En cualquier caso, el fiscal no cree que el sistema judicial vaya a verse desbordado por nuevos casos a lo largo de 2013. “Solo tendrá un efecto relativo, dado que su aplicación no es retroactiva. Los crímenes que hayan pasado el tiempo límite antes de noviembre de 2008 se mantienen fuera de los nuevos estatutos”.

Asuntos legales

El nuevo artículo 123b de la Constitución Federal, que revoca el estatuto de limitaciones en casos de persecución y sentencia por actos sexuales o pornográficos perpetrados sobre niños menores de edad o pre púberes, ha entrado en vigor el mismo día de la votación: el 30 de noviembre de 2008.

El nuevo añadido hizo necesario revisar la ley con el objeto de definir el término “pre púber” y “actos sexuales o pornográficos”. Su fin es el de garantizar una seguridad judicial y una aplicación uniforme de la ley.

Las nuevas disposiciones definen a un pre púber como un niño de menos de 12 años.

Fuente: Ministerio de Justicia

Pasado y presente

Esto significa que no habrá reparación legal para las víctimas de abusos sexuales en la Iglesia o instituciones regentadas por el Estado. Muchas de esas víctimas apenas ahora se manifiestan, a medida que la sociedad se hace más consciente de ese capítulo negro de la historia social reciente de Suiza.

En el curso de una reciente investigación realizada por el Cantón de Lucerna y la Iglesia Católica acerca de menores en custodia en 15 asilos infantiles entre 1930 y 1970, se descubrió que más de la mitad había vivido episodios de violencia sexual. Estas víctimas jamás serán escuchadas en los tribunales.

En tiempos más recientes, la proliferación de pornografía infantil añade una nueva dimensión a los crímenes de abuso sexual. Uno de los argumentos centrales de los defensores de los cambios en la ley es que los fiscales puedan perseguir a los criminales en cualquier momento con base en la evidencia fotográfica o de vídeo. Aunque dicha evidencia salga a la luz muchos años después de que haya sido cometido el abuso.

Condenas de por vida

En 2011, un total de 1402 personas fueron acusadas de actividades sexuales que involucraban a menores en Suiza, según la Oficina Federal de Estadísticas. Los casos de abuso que quedan sin denunciar son muchos más.

La terapeuta suiza Iris Galey escribió acerca de sus propias experiencias de abuso en su libro publicado en 1981 titulado “No pude llorar cuando papá murió”, traducido a ocho idiomas. La escritora habla a favor de la presente iniciativa dado que, en su opinión, hace que las víctimas sean tomadas en serio.

“Hay tantos agresores que se libran con penas ligeras, mientras que las víctimas deben cargar con condenas de por vida. El abuso es algo que te daña profundamente, y en particular marca tus relaciones humanas”, explicó a swissinfo.ch.

El padre de Galey se suicidó dos días después que su hija denunciara los abusos, que comenzaron cuando ella tenía apenas nueve años. Su madre no creyó las acusaciones, y eso fue el fin de la vida familiar de la escritora.

“Me echaron de casa a los 14 años y nunca pude reponerme. La mujer policía que me atendió en 1951 me creyó, pero nunca nadie me habló acerca del incesto o el suicidio de mi padre”.

Dejar la puerta abierta a los juicios sin limitaciones temporales no es una venganza, dijo Galey. “Se trata de justicia y de creer en la víctima, pero es igualmente algo que tiene que ver con que el abusador deba afrontar la verdad cara a cara antes de morir”.

Durante el proceso que llevó a la modificación de la ley, la entonces ministra de Justicia, Eveline Widmer-Schlumpf, advirtió que el cambio podría ser contraproducente y causar más daño a las víctimas cuyos casos no se resolvieran con éxito.

El día después del voto, el diario de Ginebra ‘Le Temps’ tituló su artículo sobre el tema “La Victoria de las Víctimas”. Con la ley ya en vigor, queda abierto el camino para que el sistema judicial demuestre la veracidad de ese encabezado.


Traducción, Rodrigo Carrizo Couto, swissinfo.ch



Enlaces

Derechos de autor

Todos los derechos reservados. Los contenidos de la oferta web de swissinfo.ch están protegidos por los derechos de autor. Solo se permite su utilización para fines personales. Cualquier uso de contenidos de la oferta web que excede esta finalidad, especialmente su difusión, modificación, transmisión, almacenamiento y copia, solo puede tener lugar con el previo consentimiento por escrito de swissinfo.ch. Si tiene interés en un uso en estos términos, le rogamos que nos envíe un correo electrónico a contact@swissinfo.ch.

Más allá del uso personal, se permite únicamente la colocación de un hiperenlace a un contenido específico en el propio sitio web o en un sitio web de terceros. Los contenidos de la oferta web de swissinfo.ch solamente pueden incorporarse respetando su integralidad y en un contexto sin publicidad. Para todo soporte lógico, directorio, todos los datos y sus respectivos contenidos de la oferta web de swissinfo.ch que explícitamente se ponen a disposición para descargar, se otorgan licencias exclusivas y no transferibles que se limitan a la descarga y al almacenamiento en equipos personales. Todos los derechos extensibles que van más allá, continúan siendo de la propiedad de swissinfo.ch. No se admite, en particular, la venta o cualquier tipo de uso comercial.

×