Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

MATERIAL DE GUERRA Que el pueblo decida quién puede vender armas Suiza

Fusiles de asalto en una caja

El objetivo de la iniciativa es consagrar en la Constitución Federal la prohibición, en principio, de la exportación de armas a países en guerra.

(© Keystone / Ennio Leanza)

Hace un año, la decisión del Gobierno suizo de autorizar la exportación de armas a países en guerra generó controversia. Algunos meses más tarde, una coalición de partidos de centroizquierda y ONG lanzó una iniciativa popular para "corregir" esta decisión. La iniciativa fue presentada oficialmente el lunes (24.06)

Entre bastidores

En junio de 2018, el Consejo Federal (Gobierno) cedió a las apremiantes demandas de la industria armamentística: anunció su intención de modificar la Ordenanza sobre el Material de GuerraEnlace externo para permitir, bajo determinadas condiciones, la exportación de armas a países implicados en una guerra civil.

Esta medida, justificada por la necesidad de salvaguardar las capacidades de producción en el sector del armamento, provocó protestas en la sociedad civil, así como en los medios políticos de izquierda y de centro.

Un informe de la Oficina Federal de FinanzasEnlace externo y diversas investigaciones de los medios de comunicación sobre la presencia de armas suizas en zonas de guerra también alimentaron la controversia. Criticaron la calidad del control de las exportaciones de material bélico.

¿Por qué fue lanzada la iniciativa?

El Parlamento también examinó la cuestión: mediante una moción, el Partido Burgués Democrático (PBD/Centro) solicitó la introducción de los criterios relativos a la exportación de armas en la Ley Federal sobre Material de GuerraEnlace externo más que el establecimiento de la ordenanza.

La propuesta busca retirar al Gobierno las competencias en materia de criterios para la venta de material de guerra al exterior, confiarlas al Parlamento y permitir que los votantes se expresen a través de un referéndum facultativo.

En septiembre de 2018, la moción fue aprobada por el Consejo Nacional (Cámara Baja). En diciembre, sin embargo, el Consejo de Estados (Cámara Alta) decidió posponer el examen de la moción, lo que motivó el lanzamiento de la iniciativa, a pesar de que el Gobierno, entre tanto, diera marcha atrás y renunciara a modificar la ordenanza.

(1)

evolución de exportaciones de material bélico, gráfico

¿Qué pide la iniciativa?

La iniciativa popular ‘contra la exportación de armas a países en guerra civil’ (comúnmente conocida como ‘iniciativa correctiva’) tiene como objetivo consagrar directamente en la Constitución Federal los criterios para la exportación de material de guerra.

El textoEnlace externo de la iniciativa prohíbe las exportaciones a países involucrados en conflictos armados internos o internacionales, a menos que sean países democráticos con regulaciones de exportación de armas similares a las de Suiza o que actúen bajo un mandato de las Naciones Unidas (ONU).

Además, excluye la exportación de armas a países que violen sistemáticamente los derechos humanos o en los que exista un grave riesgo de que sean utilizadas contra la población civil o revendidas a terceros países.

Al introducir en la Constitución los criterios para la exportación de armas, la iniciativa persigue objetivos similares a los de la propuesta PBD (ahora rechazada definitivamente por el Consejo de Estados), a saber, someter la aplicación de la Ley sobre el Material de Guerra al control democrático del Parlamento o del pueblo.

Iniciativa

Tras la indignación por las intenciones del Consejo Federal, los autores de la iniciativa pudieron contar con un terreno muy fértil para la recogida de firmas. Incluso antes de que se lanzara la iniciativa, unas 50 000 personas se habían unido al llamado de la Alianza contra la exportación de armas a países en guerra civil, comprometiéndose a contribuir al éxito de la iniciativa.

La plataforma wecollect también desempeñó un papel importante, al otorgar a los ciudadanos la oportunidad de participar en una iniciativa en línea mediante la impresión de un formulario para la signatura. En solamente seis meses, 134 000 personas firmaron. Para tener éxito, una iniciativa ciudadana debe recoger 100 000 firmas en 18 meses.

Por lo tanto, la recogida de firmas fue muy rápida, pero no suficiente para establecer un récord. En 1992, la iniciativa contra la compra de aviones de combate F/A-18 fue apoyada por medio millón de personas en un mes. Sin embargo, el texto fue rechazado en una votación popular al año siguiente.


Traducido del francés por Marcela Águila Rubín

Etiquetas

Neuer Inhalt

Horizontal Line


Instagram

Síganos en Instagram

Sus preguntas inspiran nuestros artículos

Sus preguntas inspiran nuestros artículos

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes