Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Punto de vista Seguro de vejez 2020: una reforma ficticia

Punto di vista Gössi

Punto de vista de Petra Gössi

Por Petra Gössi

Nuestro sistema de pensiones se enfrenta a problemas financieros. Sin embargo, la reforma del seguro de vejez y supervivencia (AHV/AVS, por sus siglas en alemán/francés) y el de previsión profesional –objeto de votación el próximo 24 de septiembre– no constituye una medida adecuada para garantizar las rentas en las próximas décadas. Esta es la opinión de Petra Gössi, diputada y presidenta del Partido Liberal-Radical (PLR), que rechaza el proyecto Previsión Vejez 2020.

Inicialmente la reforma tenía como objetivo principal garantizar en el futuro el nivel de rentas de las pensiones. Con el apoyo del gobierno y una estrechísima mayoría de votos, el Parlamento reformuló este objetivo decidiendo ampliar el AHV/AVS en lugar de sanearlo. De esta manera, la Previsión Vejez 2020 se ha convertido en una reforma ficticia e injusta que además pisotea el pacto entre generaciones.

(swissinfo.ch)

La reforma del AHV/AVS es injusta porque crea dos categorías de beneficiarios del seguro. Mientras los nuevos jubilados percibirán un suplemento de 70 francos, los jubilados actuales tendrán que pagar más debido al aumento del impuesto sobre el valor añadido (IVA) y, en general, recibirán rentas menores de la previsión profesional (segundo pilar).

Nacida en Lucerna en 1976, Petra Gössi es presidenta del Partido Liberal Radical desde 2016. Tras haber ocupado un escaño en el Parlamento de Schwyz desde 2004 a 2011, fue elegida ese mismo año diputada del Consejo Nacional (cámara baja del Parlamento Federal). Asimismo, desde 2008 ha trabajado como jurista en una consultora especializada en asesoramiento empresarial y fiscal.

(Keystone)

Dado que la Ley de Previsión Profesional se implantó en 1985, muchos jubilados habrán acumulado para su pensión un capital menor que el que pueda acumular la generación de transición, entre los 45 y los 65 años.

Al mismo tiempo, esta generación de transición no se ve afectada por la reducción de la tasa de conversión y recibirá 70 francos más de renta AHV/AVS. Esta medida carece de justificación frente a los jubilados actuales: estos últimos pagarán las consecuencias de una reforma injusta del AHV/AVS y se convertirán en jubilados de segunda categoría.

¡Estoy profundamente convencida de que todo el mundo tiene derecho a pasar su jubilación donde desee y no quiero poner en cuestión las rentas de nadie! Los suizos del extranjero son embajadores importantes de nuestro país y han contribuido enormemente a la prosperidad de Suiza. Sin embargo, critico los problemas ocasionados por el suplemento de 70 francos. Este suplemento pone en desventaja a los futuros pensionistas que viven en Suiza y que perciben también prestaciones complementarias, ya que el aumento de sus rentas comportará una mayor carga fiscal.

Quien piense que esta reforma ficticia permitirá aumentar las rentas más bajas se equivoca. Es cierto que los nuevos jubilados se beneficiarán del aumento del AHV/AVS. Sin embargo, los beneficiarios de prestaciones complementarias recibirán una suma equivalente menor. En el peor de los casos, al final perderán el derecho a una reducción de las primas del seguro de enfermedad y a la exención del Billag (canon por radio y televisión). Sencillamente, esta reforma no ha sido bien concebida.

El proyecto Previsión Vejez 2020 es además antisocial. En efecto, se pagará los 70 francos a todos los jubilados, sin tener en cuenta su situación financiera. Cada nuevo beneficiario de una renta AHV/AVS recibirá 70 francos más al mes, independientemente de que lo necesite o no. El coste de este regalo destinado a suavizar la reforma en las urnas será asumido por la sociedad, a través de un aumento del IVA y de las cotizaciones pagadas por empleadores y trabajadores. De este modo, cada mes tendremos menos dinero en el bolsillo, ¡al tiempo que no tendremos la certeza de estar saneando el sistema de pensiones!

Pero, sobre todo, la reforma del AHV/AVS es injusta para la nueva generación, que será la que deberá soportar el peso de esta reforma. Y ni siquiera tendrá la seguridad de poder un día cobrar una pensión AHV/AVS –en 2027 las cajas de pensión AHV/AVS volverán a estar en números rojos. Las medidas más urgentes se han aplazado unos años, y esto aunque sabemos que los desafíos del sistema de jubilación serán aún más importantes en el futuro, tanto por la evolución demográfica como por las pérdidas de miles de millones del AHV/AVS. Los jóvenes tendrán que pagar la factura de la “vieja” generación. Por tanto, esta reforma ficticia pone a prueba el pacto generacional que hasta ahora había dado buenos resultados.

Con la Previsión Vejez 2020 una pequeña mayoría parlamentaria ha conseguido empeorar las cosas en vez de mejorarlas. En lugar de sanear nuestros seguros sociales la situación se hará más precaria con esta ampliación del AHV/AVS. Ante el exterior se pretende presentarla como una solución cuando en realidad estamos iniciando ya la próxima crisis.

¡Una reforma no puede funcionar así! ¡No a esta reforma ficticia, antisocial e injusta!


Traducción del italiano: José M. Wolff

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

×