Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

REPORTEROS SIN FRONTERAS ¿Por qué necesitamos una prensa libre?

 Manifestante sostiene una foto de la periodista maltesa Daphne Caruana Galizi

Una mujer sostiene una foto de la periodista maltesa asesinada Daphne Caruana Galizi.

(John Borg/Keystone/AP)

La defensa de la libertad de información es la razón de ser de Reporteros sin Fronteras. Con motivo del 20º aniversario de swissinfo.ch, destacamos el trabajo de esta ONG y sus temores a que la prensa libre esté siendo atacada como nunca antes lo ha sido.  

Una joven con coletas mira al fotógrafo por encima del hombro tratando de no perder el control de una mochila grande que sostiene por una sola correa. En una segunda foto, un niño posa ante la cámara. Viste una camiseta rosa con la imagen de un luchador. El color de la prenda coincide con el del algodón de azúcar que porta en su mano derecha.

Una niña sube los escalones de adoquines y se gira hacia atrás

Alepo, 2010

(Maher Akraa)

Ambas fotos fueron tomadas en la ciudad siria de Alepo, pero con cinco años de diferencia. El mundo intacto de la niña –¿va camino a la escuela mientras sube los escalones de adoquines?– contrasta de manera radical con el del niño. Lo que nos llama la atención no es ni su camiseta ni el dulce. En vez de eso, son las muletas en las que se apoya. Tiene una pierna amputada, y la foto (tomada en 2015) muestra que a menudo los niños inocentes son víctimas de la guerra.

Un joven con camiseta rosa se apoya en muletas. Ha perdido una pierna

Alepo, 2015

(Maher Akraa)

Ambas imágenes formarán parte de una colección reunida por el periodista y fotógrafo Maher Akraa, que mostrará la ciudad de Alepo antes y después del conflicto. Akraa está enamorado de su ciudad pero, de momento, no puede volver. Solicitó asilo en Suiza, y se le concedió, después de recibir amenazas de muerte por sus reportajes sobre la guerra y la participación de las diversas facciones políticas de Siria.

La gota que colmó el vaso llegó cuando salía de Turquía para volar a Ginebra y asistir a las conversaciones de paz sobre Siria. Antes de partir, fue detenido y le confiscaron su permiso turco y otros documentos. Al final, le permitieron tomar el avión, pero su viaje a la ciudad suiza equivalía a una deportación.

Al llegar a Ginebra, entró en contacto con Reporteros sin FronterasEnlace externo (RSF), que le apoya desde entonces.

Aniversario de swissinfo.ch​​​​​​​ 

swissinfo.ch va a celebrar su 20º aniversario el próximo 20 de noviembre. Y lo va a hacer en Berna (junto con la sección suiza de Reporteros sin Fronteras) poniendo el foco en la confianza en los medios de comunicación y el reto que supone la defensa de la libertad de prensa. Maher Akraa y el reportero kurdo Umut Akar compartirán sus experiencias personales sobre el peligro que implica trabajar como periodistas. Para explicar cómo los medios de comunicación pueden luchar contra gobiernos cada vez más hostiles con la prensa, subirán al escenario Caroline Muscat, galardonada periodista maltesa, Daniela Pinheiro, una de las reporteras de investigación más conocidas de Brasil, y Galina Timchenko, fundadora del portal digital Meduza. Y el autor de este artículo, Dale Bechtel, explorará los esfuerzos para restablecer la confianza, en un momento en el que el término “noticias falsas” (fake news) se ha convertido en parte de nuestro vocabulario, ensombreciendo, de manera inmerecida, incluso a las organizaciones de noticias de mayor prestigio.

Fin del recuadro

“Me mostraron qué opciones tenía y el apoyo legal disponible”, ha declarado Akraa a swissinfo.ch. “Fue de gran ayuda porque ya no podía vivir en Turquía. Ni siquiera pude llevarme mis pocas pertenencias cuando me fui”.

Durante su procedimiento de asilo, la sección suiza de RSF cubrió los gastos legales del periodista sirio y la financiación para comprar el equipo informático con el que poder seguir trabajando como periodista. Akraa ha organizado su propia red de noticias, Brocar PressEnlace externo, para informar sobre los últimos acontecimientos en Siria y Oriente Medio.

Maher Akraa

Maher Akraa

(Foto-optik-grau)

Ayudar a periodistas como Maher Akraa es uno de los cuatro pilares de la organización no gubernamental. También trabaja para proteger a los periodistas mediante la formación y el préstamo de ropa antibalas, presiona a los gobiernos para que respeten las libertades básicas y combate la censura en internet.

Para concienciar sobre las amenazas, cada año publica el Índice Mundial de Libertad de PrensaEnlace externo.

Denis Masmejan, el director de la sección suiza de RSF, dice que el informe de 2019 detalla cómo se ha deteriorado la situación de los periodistas en todo el mundo. “Incluye regiones como Europa, que hasta hace poco se consideraban refugio seguro para los periodistas, pero en las que pueden pagar con su vida por desempeñar su trabajo”.

La ONG en la actualidad destaca el caso no resuelto de la periodista maltesa Daphne Caruana Galizia, que murió en un atentado con coche bomba en 2017 tras informar sobre la corrupción en el estado insular y las investigaciones para los Papeles de Panamá.

La sección suiza de Masmejan, por su parte, se mantiene activa exigiendo al Gobierno suizo que utilice sus canales diplomáticos para adoptar una postura más firme con Arabia Saudí tras el asesinato en 2018 del periodista Jamal Ahmed Khashoggi, y para conseguir la liberación inmediata de 30 periodistas, blogueros y columnistas saudíes que, según la ONG, han sido detenidos arbitrariamente.

A principios de este año, Suiza renunció a participar en una condena conjunta del asesinato de Khashoggi, firmada por todos los países miembros de la Unión Europea y otros cuantos.

Este año, Suiza ocupa el sexto puesto en el índice. Esa posición, indica Masmejan, es razón suficiente para mantener a la nación alpina en los estándares más altos.  

“Aunque la libertad de prensa está generalmente bien defendida y las violaciones no son comparables a las que se ven en los regímenes autoritarios, hay momentos en los que todavía tenemos que intervenir”. Este año RSF ha condenado dos ataques físicos a periodistas durante las manifestaciones de Ginebra y Zúrich.

En un caso que viene de lejos, RSF ha acudido a la defensa del periódico suizo Le NouvellisteEnlace externo. Ha pedido a Christian Constantin, presidente del club de fútbol FC Sion, que ponga fin al boicot del club al periódico valesano por la información crítica de Le Nouvelliste. No solo se prohíbe a los reporteros del periódico entrar en la cabina de prensa en los partidos y en las ruedas de prensa, sino que se prohíbe a todos los empleados del club (incluidos los jugadores) hablar con ellos.

“Para que la libertad de prensa esté viva, debe ejercerse al máximo, en todas partes y en todo momento”, señala Masmejan.


Traducción del inglés: Lupe Calvo

Neuer Inhalt

Horizontal Line


Instagram

Síganos en Instagram

Síganos en Instagram

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes