Reuters internacional

El presidente venezolano, Nicolás Maduro, habla en una ceremonia en homenaje al fallecido ex presidente cubano Fidel Castro, en Caracas. 26 de noviembre de 2016. El Gobierno venezolano se decretó el sábado en luto por la muerte del líder de la revolución cubana, Fidel Castro, a quien homenajeó con actos oficiales y remembranzas en plazas públicas, mientras la oposición celebró el deceso de quien consideraron un "dictador". REUTERS/Marco Bello

(reuters_tickers)

Por Diego Oré y Eyanir Chinea

CARACAS (Reuters) - El Gobierno venezolano se decretó el sábado en luto por la muerte del líder de la revolución cubana, Fidel Castro, a quien homenajeó con actos oficiales y remembranzas en plazas públicas, mientras la oposición celebró el deceso de quien consideraron un "dictador".

A través de un sentido comunicado, donde calificó a Castro como "el americano más importante de la historia del siglo XX", el Gobierno socialista de Nicolás Maduro decretó tres días de duelo.

"Corrió un frío sepulcral de tristeza y dolor cuando recibimos la noticia de que Fidel había partido", dijo Maduro, con la voz entrecortada y visiblemente afligido, en un acto en el cuartel-museo donde reposan los restos del fallecido líder socialista Hugo Chávez.

"Fidel era un ser fuera de lo normal, todos lo sabemos. Fue y seguirá siendo una leyenda viviente, por lo que hizo y lo que todavía tiene por hacer, porque todo lo que nosotros hagamos lo estará haciendo él por nuestra patria grande, por la humanidad", agregó rodeado de funcionarios, militares y seguidores, ondeando banderas de Cuba y Venezuela.

La estrecha cercanía entre los gobiernos no es nueva. Incluso antes de que Chávez asumiera la presidencia de Venezuela en 1999, nació entre ambos líderes izquierdistas una íntima relación de maestro y discípulo.

Aquella amistad fue trasladada a los hechos cuando en el 2000 ambos mandatarios firmaron un acuerdo mediante el cual Venezuela le envía a Cuba unos 100.000 barriles por día (bpd) de crudo que la isla de gobierno comunista paga con decenas de médicos, profesores y otros servicios.

A pesar de que con la grave crisis económica que sufre Venezuela los envíos de crudo a la isla se han reducido en un 40 por ciento en lo que va del año, según datos de Reuters, la amistad sigue vigente luego que Maduro, formado en Cuba, tomara las riendas del país petrolero.

Maduro incluso recordó el sábado que recibía a diario un folio con noticias mundiales que Castro seleccionaba para él.

Para conmemorar la partida de Castro, el Gobierno venezolano canceló un festival musical en Caracas y convocó a sus huestes a recordar en varios actos al líder cubano que falleció el viernes tras permanecer más de una década alejado del poder.

En la otra esquina, sin embargo, los líderes de la oposición política celebraron la muerte de Castro como una posibilidad para que el país tome otro rumbo.

"Hoy Cuba amanece más cerca de la libertad. Venezuela también", escribió la ex diputada María Corina Machado.

Por su parte, Carlos Vecchio, del partido del apresado líder Leopoldo López, dijo: "Muere Fidel pero la opresión sigue. Es hora que el pueblo de Cuba se abra irreversiblemente hacia la libertad".

La oposición acusa a Maduro de llevar a Venezuela, sentada en las mayores reservas de crudo del planeta, hacia su peor crisis económica en la historia reciente, con escasez de comida, medicinas y la inflación más alta del mundo.

Incluso, muchos de ellos se refieren a su país como "Cubazuela", asegurando que Chávez, y ahora Maduro, copiaron los peores errores del fallecido líder cubano.

(Reporte de Diego Oré y Eyanir Chinea; Reporte adicional de Alexandra Ulmer; Editado por Manuel Farías)

reuters_tickers

 Reuters internacional