Reuters internacional

Larvas del mosquito Aedes aegypti, transmisor del virus de Zika, en un laboratorio en Costa Rica. 27 de enero de 2016. La Organización Mundial de la Salud confirmó el viernes que el virus de Zika, vinculado en Brasil a desórdenes neurológicos y malformaciones congénitas, está circulando en África por primera vez. REUTERS/Juan Carlos Ulate

(reuters_tickers)

Por Tom Miles

GINEBRA, 20 mayo (Reuters) - Pruebas clínicas demostraron que un actual brote del virus de Zika en el archipiélago africano de Cabo Verde es de la misma cepa que la responsable de trastornos neurológicos y malformaciones congénitas en Brasil, dijo el viernes la Organización Mundial de la Salud (OMS).

"Los hallazgos son preocupantes porque son una prueba más de que el brote se está extendiendo más allá de Sudamérica y está en las puertas de África", dijo Matshidiso Moeti, directora de la OMS para África.

"Esta información ayudará a los países africanos a volver a evaluar sus niveles de riesgo, a adaptar y a incrementar su nivel de preparación", afirmó Moeti.

El virus de Zika fue descubierto en África en 1947 y hasta el año pasado se creía que sólo podía provocar síntomas leves y se desconocía cualquier posible vínculo con trastornos cerebrales y/o congénitos. Los expertos identificaron dos linajes diferentes en 2012, el africano y el asiático.

Al 8 de mayo se habían registrado 7.557 casos sospechosos en Cabo Verde, un archipiélago ubicado en el Océano Atlántico a unos 570 kilómetros al oeste de Senegal, que tiene relaciones históricas con Brasil.

Hasta que el virus no fue secuenciado por el Instituto Pasteur en Senegal, no estaba claro si el brote había sido causado por el tipo africano o el asiático, que es el que se ha diseminado por Brasil y otros países de América Latina.

Moeti dijo que por el momento no recomendaría restricciones a los viajes para prevenir la propagación de la enfermedad más allá de África, pero instó a unir esfuerzos para controlar la expansión de mosquito e impedir las picaduras.

Funcionarios de salud de Estados Unidos concluyeron que la infección con el virus de Zika en mujeres embarazadas es la causa de una malformación congénita conocida como microcefalia y de otras anomalías cerebrales graves en bebés. La evidencia cada vez más contundente sobre este posible vínculo llevó a la OMS a declarar la emergencia sanitaria global en febrero.

(Reporte de Tom Miles, Editado en español por Janisse Huambachano y Ana Laura Mitidieri)

reuters_tickers

 Reuters internacional