Perú dice cuesta entender negativa de EEUU a detener a ex presidente Toledo


 Reuters internacional

Imagen de archivo del ex presidente peruano Alejandro Toledo. REUTERS/Enrique Castro-Mendivil. El ministro peruano del Interior, Carlos Basombrío, dijo el domingo que era difícil entender la negativa de Estados Unidos de detener al ex presidente Alejandro Toledo, ya que las informaciones recabadas hasta ahora en un caso de corrupción son "abrumadoras".

(reuters_tickers)

Por Mitra Taj

LIMA (Reuters) - El ministro del Interior de Perú, Carlos Basombrío, dijo el domingo que era difícil entender la negativa de Estados Unidos a detener de inmediato al ex presidente Alejandro Toledo, ya que las informaciones recabadas hasta ahora en un caso de corrupción son "abrumadoras".

Las autoridades estadounidenses pidieron a Perú más información para sustentar el pedido de detención de Toledo y solicitaron al país andino que tramite de nuevo su solicitud, dijo Basombrío en comunicación telefónica con Reuters.

El Gobierno peruano dijo el viernes que Toledo estaría en San Francisco y que podría fugarse a Israel, país con el que Perú no tiene tratado de extradición y donde su esposa Eliane Karp-Toledo tiene ciudadanía.

Dicho anuncio contrarió a la fiscalía peruana, que hubiera preferido coordinar de manera discreta con autoridades en Estados Unidos e Israel la forma de detener a Toledo por sorpresa, dijo una fuente con conocimiento del caso a Reuters.

Basombrío dijo que con ese anuncio el Gobierno pretendía llamar la atención de Toledo para evitar que huya de Estados Unidos, que tiene un tratado de extradición con Perú.

Toledo no abordó el sábado un vuelo desde California a Israel para el cual había comprado boleto, dijo el Ministerio de Relaciones Exteriores de Israel, que además dejó en claro que no permitiría entrar al ex presidente mientras no resuelva sus asuntos en Perú.

El gobierno de Perú dijo que era probable que Toledo aún se encuentra en Estados Unidos.

"Nos cuesta entender qué indicios adicionales son necesarios (...) lo que se ha destapado hasta ahora es abrumador", dijo Basombrío, que agregó, sin embargo, que las autoridades estadounidenses han señalado su "mayor disposición" a ayudar a encontrar a Toledo.

El Departamento de Justicia de Estados Unidos se negó a hacer comentarios.

    Toledo, que gobernó Perú entre 2001 y 2006, es acusado de haber recibido pagos ilícitos de Odebrecht por unos 20 millones de dólares. El ex mandatario ha negado en varias oportunidades las acusaciones.

Un juez peruano emitió el jueves una orden de arresto internacional para Toledo y dijo que debe pasar 18 meses en prisión preventiva mientras se preparan imputaciones de tráfico de influencias y lavado de dinero en su contra.

    El abogado de Toledo, Heriberto Benítez, ha calificado la orden como excesiva y planea solicitar un recurso de hábeas corpus para dejar sin efecto la medida de la justicia peruana. Benítez no respondió de inmediato a las solicitudes de comentarios del domingo.

    Perú con frecuencia encarcela preventivamente por largos períodos a presuntos delincuentes para evitar que huyan o obstruyan las investigaciones en curso. La práctica ha sido criticada por algunos como una violación del debido proceso.

(Reporte de Mitra Taj, escrito por Ursula Scollo; editado por Rodrigo Charme)

Reuters

 Reuters internacional