Reuters internacional

Un hombre mira los escombros en una calle de Dolores en Uruguay. 16 de abril 2016. Las lluvias de los últimos días en Uruguay y un tornado que arrasó parte de una ciudad rural del país dejaron siete muertos y más de 2.000 desplazados, informó el domingo el Gobierno. REUTERS/Andres Stapff

(reuters_tickers)

MONTEVIDEO (Reuters) - Las lluvias de los últimos días en Uruguay y un tornado que arrasó parte de una ciudad rural del país dejaron siete muertos y más de 2.000 desplazados, informó el domingo el Gobierno.

"Hay necesidad de movilizar a mucha gente y tenemos que usar rápidamente todo el tiempo que tenemos", dijo el domingo el presidente Tabaré Vázquez en una conferencia de prensa.

Las autoridades dispusieron de policías y militares para poder ayudar y trasladar a los damnificados por el tornado y las tormentas.

Las lluvias de los últimos días provocaron crecidas de los ríos, lo que afectó viviendas, tendidos eléctricos y rutas. La situación dificulta el traslado de las personas en caso de emergencia.

El viernes, un inusual tornado arrasó parte de la ciudad agrícola Dolores, dejando cuatro muertos y 200 lesionados. "Vamos a trabajar todos juntos para reconstruir esto", dijo el mandatario, quien decretó un "duelo nacional" por las pérdidas.

El Instituto Uruguayo de Meteorología pronosticó el domingo fuertes vientos, una ocasional caída granizo y precipitaciones que pueden llegar hasta los 100 milímetros en seis horas, o el equivalente al promedio de lluvias de un mes.

(Reporte de Matías Larramendi; Editado por Javier López de Lérida / REUTERS GB)

reuters_tickers

 Reuters internacional