Serena Williams gana el Abierto de Australia tras vencer a su hermana Venus


 Reuters internacional

Serena Williams hace un gesto mientras sostiene el trofeo del Abierto de Australia, en Melbourne, Australia. 28 de enero 2017. Serena Williams venció el sábado a su hermana Venus por 6-4 y 6-4 en la final del Abierto de Australia, logrando su vigésimo tercer título individual de un Gran Slam y convirtiéndose en la jugadora más exitosa en la era de los abiertos.REUTERS/Issei Kato TPX IMAGES OF THE DAY

(reuters_tickers)

MELBOURNE (Reuters) - Serena Williams hizo a un lado los sentimientos en un partido cargado de emociones y venció el sábado a su hermana Venus por 6-4 y 6-4 en la final del Abierto de Australia, que le valió su vigésimo tercer título individual en un Gran Slam.

Serena tuvo que jugar su mejor tenis para vencer a Venus, quién se ganó el favor del público del Rod Laver Arena con su esfuerzo.

El séptimo título de la estadounidense en Melbourne Park lo consiguió con agresividad en la red frente a un revés de defensa desesperado de Venus que fue empujada a los bordes de la cancha.

Williams cayó al suelo, con las manos en el aire y los ojos abiertos de par en par con gozosa incredulidad, antes de felicitar a su hermana por inspirar su carrera en Melbourne.

"Es una persona asombrosa, no hay forma de haber ganado el vigésimo tercero sin ella", dijo Serena, sosteniendo la Copa Memorial Daphne Akhurst en la ceremonia del trofeo.

"Ella es la única razón de la existencia de las hermanas Williams, gracias por inspirarme a ser lo mejor posible", añadió.

La victoria la alejó de Steffi Graf en la lista de las ganadoras de Grand Slam. Serena está a tan sólo un título de Margaret Court, quien tiene el récord de 24 trofeos.

El triunfo permite a Serena, que jugó 10 puntos directos de saque y 27 golpes ganadores, recuperar el lunes el número uno mundial que tenía la alemana Angelique Kerber.

(Información de Nick Mulvenney, editado por Ed Osmond; Traducido por Hernán Funes y Rodrigo De Miguel; Editado en español por Javier López de Lérida)

Reuters

 Reuters internacional