Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Un equipo suizo con jugadoras de todo el mundo

El luxemburgués Marc Gerson con las jugadoras latinoamericanas y sueca del equipo.

(swissinfo.ch)

Primero alemán, después inglés y si es necesario, palabras en otros idiomas, incluido el español.

Esta ‘ensalada’ idiomática es inevitable en el Zeiler Köniz (ZK), cuyas jugadoras provienen de todas partes del mundo.

Es la noche anterior a un partido decisivo por la ‘Top Teams Cup’. Luego del entrenamiento el equipo analiza en el video por qué perdieron en el partido de ida ante las holandesas de Longa’59 Lichtenvoorde.

Marc Gerson, el entrenador, es políglota: “Empezamos bien, pero aquí estaba el peligro... tienen que golpear la pelota al centímetro, sino ya no tiene efecto, debemos trabajar más el bloqueo... la diferencia fue tan pequeña que cualquier equipo pudo haber ganado”.

En efecto, al día siguiente el equipo suizo se impuso al holandés. En realidad, decir “equipo suizo” es un eufemismo, pues de doce jugadoras, sólo tres son nacionales: Sarah Rohrer, Larisa Ellenberger y Katerina Kutek. Las demás vienen de Sudamérica, Europa del Este y Canadá.

Zdenka Vlckova es una de las extranjeras que habla alemán con fluidez. Como capitana, considera que todas deberían aprender este idioma. “De hecho, la comunicación debe mejorar en el equipo. Eso lo dije hace ya algún tiempo y de ninguna manera maliciosamente, no quiero ser malentendida”.

“Al entender a los demás y dejarse entender, mis compañeras de equipo también se sentirán mejor aquí, lo digo por experiencia propia”, asegura la checa Zdenka, elegida la mejor bloqueadora de Europa.

Determinante es el nivel, no la nacionalidad

Que las voleibolistas extranjeras no hablen alemán no lo define como un problema, pero insiste: “Con la traducción no llegamos a acercarnos, hay una barrera. Es una exigencia normal aprender el idioma del país donde uno trabaja”.

Sobre la abrumadora mayoría de extranjeras en el ZK, Zdenka opina que “esta situación quizás es nueva en ZK, mas no así en Italia, Francia, Alemania, o en otros equipos de la Liga Nacional Suiza A. “Antes había límite, hoy no”.

Zdenka niega que con su presencia las extranjeras quiten oportunidades a las jugadoras del país. “No hay que sobredimensionar este asunto. Si las suizas quieren y pueden, lo deciden ellas. Lo que cuenta es el nivel, el éxito como equipo, no la nacionalidad de las jugadoras. Y esto rige no sólo en el deporte, sino en todas las profesiones”, concluye.

Impulsivas y explosivas

¿Cómo es la convivencia con jugadoras de todo el mundo?. La pregunta es para el entrenador Marc Gerson. “Yo mismo soy extranjero y por tanto para mí esta situación es normal. Es interesante ver como jugadoras de diferentes culturas juegan y conviven. Es una experiencia positiva”.

Respecto a las latinoamericanas, si piensan o se comportan diferente, el entrenador luxemburgués refiere: “Hay pequeñas diferencias, digamos que no están tan acostumbradas a lograr algo con disciplina, por lo menos con la disciplina que esperamos en Europa; pero con otras jugadoras también hay pequeñas dificultades”.

¿Y cuál sería el aporte de esas jugadoras, además del deportivo? “Ellas traen un cierto temperamento y visto desde este ángulo es positivo. Son jugadoras muy impulsivas y explosivas, y eso nos da cierto poder”.

Según Gerson, el peligro es que si algo no resulta tal como ellas esperan, dejan sentir pronto cierta resignación. “Uno debe aprender que si algo va mal no debe conformarse y dejar caer los brazos, sino reorientarse, abrirse paso, imponerse, lo que no significa que no sean luchadoras, pues si quieren, pueden luchar”.

En general, el entrenador se muestra contento por la presencia de tres latinoamericanas en el ZK y espera que permanezcan aquí largo tiempo. “Ellas tienen un gran potencial para mejorar, como las otras jugadoras”.

Malin Ericsson, que juega desde hace un año en ZK, valora la forma de ser de las latinoamericanas. “Son personas abiertas, hablan más, son divertidas”, dice esta sueca que domina el español porque jugó 4 años en España, donde conoció a su esposo, un entrenador argentino.

No hay deporte sin emociones

“Tenemos una combinación de diferentes nacionalidades y que ellas crezcan deportivamente juntas, toma tiempo”, aclara Gerson, para quien cuenta, sobre todo, los resultados.

”Este año hemos promovido a jugadoras suizas de la nueva generación, Larisa Ellenberger y Anna Protasenia, que pronto recibirá pasaporte suizo. Pero para mí no se trata sólo de juventud, sino también de buenos resultados. Traer jóvenes sin rendimiento no basta, nuestras metas van mas allá”.

Gerson, conocido por su temperamento, acepta no ser precisamente tranquilo. “Vengo del sur y eso no ha cambiado en 50 años. Y es que el voleibol no se juega, sino se vive, y por eso un partido implica muchas emociones. En el deporte no funciona nada sin emociones”.

Patricia Soto destaca del entrenador su gran trayectoria. “Ha entrenado a equipos masculinos y femeninos, sabe mucho de voleibol y es muy ambicioso con los resultados”.

La opinión de Verónica Gómez sobre Gerson también es positiva. “En los nueve años que juego voleibol, es la primera vez que tengo un entrenador tan amigo, que me apoya, que me corrige sin presionarme. Sí, él tiene su temperamento y se nota sobre todo en situaciones de alta tensión. Con todo, me encanta tener un entrenador como él”.

Las latinoamericanas sienten la diferencia entre el nivel de entrenamiento en ZK y en sus respectivas selecciones nacionales. “Como aquí jugamos todo el año, el entrenamiento es menos intenso”, dice Patricia. Y según Yaseidy, “en Venezuela entrenábamos dos veces al día, todo era más intenso”.

swissinfo, Rosa Amelia Fierro, Berna

Contexto

El sueño de Patricia Soto de participar en una Olimpiada por segunda vez se desvaneció cuando la selección peruana de voleibol no la seleccionó para las Olimpiadas de Atenas.

Esta selección ha perdido su hegemonía en Sudamérica. Hasta hace una década era prácticamente imbatible. En 1988 logró la medalla de Plata de los Juegos Olímpicos de Seúl.

El voleibol en Venezuela: el femenino ha avanzado hasta llegar a un nivel mediano, el masculino se mantiene en las primeras posiciones.

Fin del recuadro


Enlaces

Neuer Inhalt

Horizontal Line


swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes