Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Racismo Xenofobia en uno de cada cuatro residentes en Suiza

Entre 2010 y 2014 descendió la tendencia general entre las personas con opinión negativa acerca de los extranjeros, pero se incrementaron otros indicadores de xenofobia.

(Keystone)

El primer estudio en profundidad sobre las actitudes racistas y xenófobas en Suiza reveló que una de cada cuatro personas tiene opiniones negativas de los extranjeros en general, una de cada cinco es hostil a los musulmanes y una de cada diez es antisemita.

Una serie de entrevistas realizadas, entre 2010 y 2014, de manera personal, por investigadores del gfs.bern,Enlace externo entre ciudadanos suizos y extranjeros residentes en Suiza, permitió constatar la existencia de expresiones sistemáticas y reiteradas de xenofobia.

La tendencia general mostró una disminución al pasar de 30% en 2010, a 24% en 2014. Los encuestados con una opinión negativa sobre las personas procedentes de otros países, favorecen, por ejemplo, una política restrictiva de naturalización y perciben a los extranjeros como estafadores del sistema de bienestar social.

Las mediciones de las actitudes hacia los extranjeros y otros grupos fueron efectuadas con diversos planteamientos, que incluyeron interrogantes sobre la manera en que las personas se sentían respecto a sus vecinos o en presencia de “otros”, la libertad con que expresaban sus opiniones en público, y acerca de los estereotipos o puntos de vista negativos con los que concordaban.

El 6% de la población interrogada dijo “sentirse molesto” con la presencia de personas de otros colores de piel, religión, nacionalidad o lenguas en público.

Musulmanes

La mayor parte de los resultados estuvo relacionado con los musulmanes. La encuesta midió, por primera, vez el sentimiento antimusulmán luego de la votación nacional de 2009, en la que la ciudadanía desaprobó la construcción de nuevos minaretes. En ese momento (abril de 2010) el 45% de los encuestados admitió suscribir los estereotipos negativos referentes a los musulmanes.

Ese porcentaje se redujo a 19 puntos cuatro años después, cuando se realizó la encuesta final. Pero ello únicamente en relación con la percepción de los estereotipos. Durante el mismo período, en una medición más precisa sobre las actitudes negativas hacia los musulmanes, la proporción se incrementó, al pasar del 13% al 18%.

Las personas concernidas respondieron afirmativamente a preguntas como: “¿Te gustaría que no hubiera ningún musulmán en Suiza?”, “¿Debería ser prohibida  la práctica del Islam en Suiza?” “¿No debería permitirse que los musulmanes emigraran a este país?”

“De esto podemos deducir que tenemos una base estable del 20% de los residentes en Suiza con actitudes negativas hacia los musulmanes y otro sector volátil, de entre  20% a 30%, con potencial hostilidad hacia los musulmanes”, señaló a swissinfo.ch, Claude Longchamp, del Instituto de investigación gfs.

Michele Galizia, del Servicio de Lucha contra el Racismo,Enlace externo del Ministerio del Interior, indicó por su parte que se requiere más trabajo en este campo. “Los estereotipos en los medios de comunicación y la política de ciertos grupos de la población tienen un efecto significativo en las actitudes”, explicó.

No en mi lugar de trabajo

La actitud escéptica con respecto a los extranjeros se incrementó en los sitios laborales. En 2014, alrededor del 27% de los encuestados dijeron que era importante la nacionalidad de los compañeros de trabajo, frente al 18% cuatro años antes.

Algunas nacionalidades, se observó claramente, cuentan menos con el favor de los interrogados. Más del 80% de entre ellos dijo que podía imaginarse trabajando con un  italiano, un austriaco o un francés. Los alemanes son vistos como potenciales compañeros de trabajo para un 75% de los encuestados.

Solamente una minoría dijo que trabajaría con rusos (45%), turcos (31%), africanos (30%) o árabes (28%). Albania (26%) fue la nacionalidad menos popular, aunque su posición mejoró significativamente durante el período de cuatro años de prueba.

Galizia dijo que la lucha contra la discriminación en el mercado laboral es un área prioritaria. “Los indicadores nos muestran que el racismo hoy es diferente del racismo político o ideológico de la II Guerra Mundial y los tiempos previos. Hoy en día el racismo es un fenómeno de toda la sociedad. El lugar de trabajo es un lugar central donde las personas tienen que convivir y donde los conflictos pueden desarrollarse y ser muy destructivos”.

Antisemitismo

Las actitudes antisemitas permanecieron estables durante el período de prueba. Una de cada diez personas admitió tener opiniones negativas acerca de los judíos, en cada una de las tres sesiones de la encuesta: 2010, 2012 y 2014.

Estas opiniones incluyen la noción de que los judíos tienen demasiada influencia en todo el mundo y en Suiza; que explotan el Holocausto, que son más leales a Israel y responsables de su propia persecución.

Los musulmanes mostraron niveles más altos de actitudes antisemitas, pero también se pronunciaron en ese sentido personas de credo cristiano y sin religión. El perfil típico de una persona con opiniones antisemitas es suizo, varón, mayor, vive en el campo o en un pueblo pequeño en la parte de habla alemana de Suiza, con un bajo nivel de educación e ingresos, y tiende a votar por el Partido Demócrata Cristiano (centro derecha) o la Unión Democrática del Centro (Derecha Conservadora).

“Se sabe que el antisemitismo es un fenómeno histórico en Suiza, que se remonta a la Edad Media y que está todavía presente, en un nivel bastante estable, en contraste con el más reciente y volátil sentimiento contra los musulmanes”, precisó Longchamp a swissinfo.ch.

“Es un grupo bastante fijo en la población que asciende a una de cada diez personas. Por lo tanto, es un fenómeno que no es particularmente relevante en relación con otros países, y que puede verse influido”.

El Gobierno decidió hacer de este modelo de seguimiento de encuestas una característica regular de recolección federal de datos. A partir de 2016 se llevará a cabo, cada dos años, por la Oficina Federal de Estadísticas como parte de su programa de censo.

Encuesta gfs.bern

La encuesta fue encargada por el Servicio de Lucha contra el Racismo del Ministerio del Interior.

Los investigadores llevaron a cabo entrevistas, de un promedio de 55 minutos, entre residentes suizos mayores de 14 años.

Los encuestados fueron reclutados en las diferentes regiones lingüísticas.

Las entrevistas se llevaron a cabo en 2010, 2012 y 2014.

Un total de alrededor de 1 700 personas fueron interrogadas cada año – 1 000 suizos y 700 residentes extranjeros.

Fin del recuadro


Traducido del inglés por Marcela Águila Rubín , swissinfo.ch

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

×