Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

La dirigente birmana Aung San Suu Kyi participa en la segunda sesión de conversaciones por la paz en Naypyidaw, el 24 de mayo de 2017

(afp_tickers)

La dirigente birmana, Aung San Suu Kyi, consideró que su país está listo para debatir sobre la construcción de un Estado federal, al abrir este miércoles una nueva serie de conversaciones de paz para poner fin a los conflictos civiles.

"Nuestros esfuerzos colectivos empiezan a dar sus frutos", declaró, pese a que estos últimos meses ha habido un rebrote de las tensiones en muchas regiones fronterizas del país.

"Hemos llegado a una fase en la que podemos conversar sobre los principios federales que son tan importantes para nuestro país", añadió frente a cientos de representantes de diferentes grupos étnicos, reunidos durante cinco días en Naypyidaw, la capital birmana.

Desde su independencia en 1948, este país, en el que viven más de 130 etnias diferentes, se enfrenta a levantamientos de grupos que reclaman más autonomía.

Tras décadas de combates y complejos debates, todavía no ha emergido con claridad ningún modelo de Estado federal. Sin embargo, la llegada histórica al poder del partido de Aung San Suu Kyi, hace algo más de un año, levanta grandes esperanzas.

Los diferentes grupos evocarán por primera vez esta semana la posibilidad de que los Estados redacten su propia Constitución.

"Es una etapa histórica en la historia poscolonial de Birmania", valoró Angshuman Choudhury, especialista en este país para el Instituto de la Paz y los Estudios sobre Conflictos, con base en Delhi.

Esta segunda tanda de conversaciones, tras una primera en septiembre de 2016, ocurre mientras no cesan los combates sobre el terreno en algunos puntos del país.

En el norte, decenas de miles de personas se han visto forzadas a huir, sobre todo a China, por los meses de intensos combates entre el ejército y grupos de insurgentes.

"Esperamos poder tratar directamente el fin de los combates y de las ofensivas del ejército birmano", declaró a la AFP Tar Pan La, del Ejército de Liberación Nacional de Ta'ang (TNLA).

La antigua disidente Aung San Suu Kyi llegó al poder a finales de marzo de 2016 y prometió hacer del proceso de paz su gran prioridad.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP