Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Fachada del Banco Central de Brasil, el 21 de enero de 2009, en Sao Paulo, Brasil

(afp_tickers)

El Banco Central de Brasil (BCB) recortó el miércoles en un punto porcentual su tasa básica de interés Selic, a 8,25%, en su octava reducción consecutiva, posibilitada por el control de la inflación.

La decisión, adoptada por unanimidad de los nueve miembros del Comité de Política Monetaria (Copom) del BCB, coincide con la expectativa de la mayoría de los analistas.

En una nota de prensa, el Copom destacó que "el comportamiento de la inflación sigue siendo bastante favorable", así como las proyecciones del mercado, que prevén un alza de precios por debajo del centro de la meta oficial, de 4,5%, tanto en 2017 como en 2018.

El control de la inflación fue tan rápido -después de haber registrado índices de 10,67% en 2015 y de 6,29% en 2016- que el Copom se hace eco ahora incluso de ciertas preocupaciones deflacionarias.

"El escenario básico de la inflación envuelve factores de riesgo en ambas direcciones", afirma la nota. Por un lado, la caída continua de los precios de los alimentos y otros factores "pueden producir una inflación prospectiva por debajo de lo esperado", explica.

La inflación acumulada en doce meses se situó en agosto en 2,46%, su menor nivel desde febrero de 1999.

Pero el Copom advierte que la inflación podría volver a dispararse debido a "una frustración de las expectativas sobre la continuidad de las reformas" reclamadas por el mercado e impulsadas por el gobierno conservador de Michel Temer.

La principal de ellas es la reforma del sistema de jubilaciones, de difícil consenso social y político.

- Fin gradual de recortes -

El Copom prevé asimismo que el ciclo de recortes consistentes (de un punto porcentual en las últimas reuniones) podría ser menor a partir de su próxima reunión.

"El Copom ve, en este momento, como adecuada una reducción moderada en la magnitud de la flexibilización monetaria", explica.

"Además, en esas mismas condiciones, vislumbra el fin gradual del ciclo" de recortes, precisa.

Principal herramienta de lucha contra la inflación, la Selic se situaba el pasado octubre en 14,25%, antes de comenzar una serie de descensos que le llevaron a bajar en julio del 10% por primera vez en casi cuatro años.

El gobierno de Temer, acosado por denuncias de corrupción, presenta el control de la inflación como una de las pruebas tangibles de recuperación de la confianza de los mercados después de dos años de recesión.

La economía brasileña registró una modesta expansión en los dos primeros trimestres de 2017, después de ocho trimestres consecutivos de contracción.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP