Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Jóvenes vestidas con trajes nacionales ucranianos ofrecen un pan tradicional al vicepresidente de Estados Unidos, Joe Biden (C) durante la ceremonia de bienvenida en el aeropuerto internacional de Boryspil, en Kiev, el 7 de diciembre de 2015.

(afp_tickers)

El vicepresidente estadounidense Joe Biden llegó este domingo a Kiev para reafirmar el apoyo de Estados Unidos a Ucrania ante Rusia, pero también para animar a redoblar sus esfuerzos para combatir la corrupción que roe al país.

Su avión atterrizó en Kiev poco antes de la medianoche local (hacia las 22H00 GMT), constataron periodistas de la AFP.

Este lunes se entrevistará con el presidente Petro Poroshenko y su primer ministro Arseni Iatseniuk, y el martes pronunciará un discurso ante el Parlamento, en su cuarta visita a esta ex república soviética desde el levantamiento proeuropeo (de la plaza) del Maidán. Movimiento contestatario que provocó la caída y fuga del expresidente prorruso Viktor Ianukovich y una crisis sin precedentes entre Ucrania y la vecina Rusia.

Devastada por un conflicto con los separatistas prorrusos, que ha provocado más de 8.000 muertos en el este del país, Ucrania teme ver flaquear el apoyo de sus aliados occidentales, entre los cuales algunos buscan reanudar el diálogo con Moscú para resolver el conflicto sirio, en particular.

Uno de los principales objetivos de Biden consistirá en "enviar fuertes señales de apoyo" al país, había indicado el jueves un alto responsable de la administración estadounidense bajo cubierta del anonimato.

AFP