Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Combatientes leales al Gobierno sentados en la parte trasera de una camioneta el 21 de diciembre de 2015 en Ataq, Yemen

(afp_tickers)

Yemen se convirtió nuevamente en escenario de combates y bombardeos este martes, pese al anuncio de prolongación del alto el fuego, informaron fuentes militares.

El ministro yemení de Relaciones Exteriores, Abdel Malak al Mejlafi, declaró el lunes por la noche a la cadena Al Arabiya que el presidente Abd Rabo Mansur Hadi había decidido prorrogar el alto el fuego para "dar una oportunidad a la resolución" del conflicto, que ha dejado cerca de 6.000 muertos desde marzo, según la ONU.

La tregua entró en vigor el 15 de diciembre con el objetivo de hacerla coincidir con las conversaciones de paz en Suiza, pero fue violada en numerosas ocasiones por los beligerantes.

Según fuentes militares, al menos 13 rebeldes chiíes hutíes murieron en el norte de la provincia de Daleh (sur) donde los bombardeos duraron durante toda la noche.

También hubo bombardeos, atribuidos a los hutíes, cerca de Taez (sudoeste), tercera ciudad de Yemen asediada desde hace meses por los rebeldes.

Asimismo se produjeron combates en las provincias de Hajja, Jawf (norte) y Chabwa (centro).

Siempre según fuentes militares yemeníes, aviones de la coalición árabe que combate a los hutíes junto a las tropas gubernamentales bombardearon este martes a los insurgentes chiíes y a sus aliados en Rahida y Shreija, en la frontera con Taez y Lahej (sur).

Estas fuentes indicaron que había muertos y heridos sin ofrecer un balance preciso.

La coalición bajo comando saudí amenazó a los hutíes con "severas" represalias tras interceptar el lunes por la noche un nuevo misil balístico disparado desde Yemen a la ciudad fronteriza de Jazan, informó este martes la agencia oficial saudí SPA.

Las fuerzas aéreas saudíes destruyeron la plataforma de tiro en territorio yemení, añadió SPA. Se trataba del quinto disparo de misiles desde el viernes hacia Arabia Saudí, donde la caída de un proyectil dejó tres muertos el sábado en la ciudad fronteriza de Najran.

AFP