Navigation

Boris Johnson lanza un nuevo ataque contra la primera ministra británica

El exministro de Relaciones Exteriores británico Boris Johnson sale del número 10 de Downing Street, en Londres, el 13 de junio de 2018 afp_tickers
Este contenido fue publicado el 10 septiembre 2018 - 15:25
(AFP)

El exministro de Relaciones Exteriores británico Boris Johnson lanzó este lunes una nueva ofensiva contra la primera ministra, Theresa May, entre rumores de que pretende destronarla para hacerse con las riendas de un Partido Conservador muy dividido a 200 días del Brexit.

Johnson, partidario de una ruptura neta con la Unión Europea, pidió a May que se comprometa a no subir los impuestos para permitir relanzar la economía británica tras la salida de la UE y la invitó a seguir el ejemplo del presidente estadounidense, Donald Trump.

"Ha llegado el momento de que este gobierno conservador muestre que un Reino Unido posbrexit será una economía feliz y dinámica", escribió en su crónica semanal para el diario Daily Telegraph.

Este mismo rotativo de centroderecha estimó que las declaraciones de Johnson "no contribuirán a acallar el rumor según el cual se prepara para tomar la dirección del Partido Conservador".

El domingo este político y periodista de 54 años, que fue alcalde de Londres de 2008 a 2016, ya había atacado a May comparando su proyecto para el Brexit, conocido como "plan de Chequers", a un "chaleco de explosivos" sobre los hombros de Reino Unido.

Estas palabras provocaron conmoción en el seno de su partido: el secretario de Estado de Relaciones Exteriores, Alan Duncan, afirmó que constituyen "uno de los momentos más lamentables de la política británica moderna".

"No es el tipo de lenguaje que usaría la primera ministra", reaccionó el lunes el portavoz de May durante un encuentro habitual con la prensa, negándose a hablar más al respecto "para no echar más leña al fuego".

El plan de Chequers "es el único plan sobre la mesa que responderá a la voluntad de los británicos al tiempo que evitará la instauración de una frontera dura en Irlanda del Norte", agregó el portavoz.

Algunos de los detractores de Johnson interpretan sus virulentos ataques contra May como un intento de desviar la atención de la prensa británica sobre su divorcio y su presunta infidelidad.

Pero para sus aliados, las informaciones sobre su vida sentimental que el lunes estaban en portada de casi todos los diarios del país provendrían del equipo de Theresa May para desacreditarlo a menos de tres semanas de un congreso del Partido Conservador que se anuncia agitado.

"Cualquier implicación de Downing Street es categóricamente falsa e injuriosa", rechazó el portavoz de May.

Partidario de un Brexit duro, Johnson dimitió como jefe de la diplomacia británica en julio para mostrar su desacuerdo con el "plan de Chequers" propuesto por May, que prevé el mantenimiento de una estrecha relación comercial entre Reino Unido y la Unión Europa después de que el país abandone el bloque el 29 de marzo a las 23h00 GMT.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.