Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Las nubes de lluvia se mueven sobre el centro de Los Ángeles, California, el 12 de enero de 2017

(afp_tickers)

Una campaña que impulsa la secesión de California tras la llegada de Donald Trump está ganando terreno y quienes la apoyan fueron autorizados a reunir firmas para que la medida sea sometida a votación.

El secretario de Estado de California, Alex Padilla, dio luz verde el jueves para que los militantes de una "Nación de California", movimiento también llamado Calexit, inicien la colecta de las cerca de 600.000 firmas necesarias para que la medida sea sometida a votación en las próximas elecciones legislativas de noviembre de 2018.

Los promotores necesitan recolectar exactamente 585.407 firmas de aquí al 25 de julio, lo que representa 8% de los votantes inscriptos en el estado más poblado de Estados Unidos, con 40 millones de habitantes.

Si California (oeste) fuera un país, sería por el mismo la sexta economía mundial. El estado es de mayoría demócrata.

Si la iniciativa fuera efectivamente sometida a votación, un "sí" conduciría a una modificación de la Constitución del estado, según la cual "California es una parte inseparable de Estados Unidos" y "la Constitución de Estados Unidos es la ley suprema del país", según un comunicado de la oficina de Padilla.

Los electores deberían entonces decidir en un referéndum en 2019 si California debe convertirse en un estado independiente.

Padilla reconoció que esto, altamente improbable, tendría serias repercusiones sobre el estado, y que se enfrentaría a varios obstáculos legales.

Los militantes del Calexit, cuya campaña se titula "Yes California", quieren la independencia de su estado porque estiman que no está en fase con el resto del país y que California podría prosperar por ella sola.

La idea de una California independiente se volvió muy atractiva para muchos en los días que rodearon la victoria de Donald Trump.

Su rival demócrata, Hillary Clinton, triunfó en California con 4,2 millones más de votos que el millonario republicano en la elección del 8 de noviembre, el doble de lo que consiguió el ahora presidente.

AFP