Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

EL ministro de Exteriores de los Emiratos Árabes Unidos, Anuar Gargash, gesticula durante una rueda de prensa que dio este sábado 24 de junio en Dubai

(afp_tickers)

Catar, inmerso en una crisis diplomática con sus vecinos del Golfo, aseguró este sábado que está estudiando una lista de 13 demandas formuladas por sus rivales, pero adelantó que no son "razonables".

En esta lista que circula en las redes sociales pero que no ha sido oficializada, Arabia Saudí, Emiratos Árabes Unidos, Baréin y Egipto exigen entre otros a Catar que limite sus relaciones con Irán y cierre su cadena de televisión, Al Yazira.

El documento da diez días para que se cumplan las exigencias, pero Catar considera que "no están destinadas a luchar contra el terrorismo sino a inmiscuirse en su política exterior", según el director de la oficina de comunicaciones del Gobierno, jeque Saif ben Ahmed Al Thani.

Catar también asegura que la lista no es "razonable ni realizable", citando las palabras del miércoles del secretario de Estado norteamericano Rex Tillerson, quien visitó Catar y Arabia Saudí.

Hace un mes, Arabia Saudí, Emiratos Árabes Unidos, Baréin y Egipto decidieron romper sus relaciones con Catar, al que acusan de apoyar a grupos terroristas y de acercarse a Irán, el principal rival regional de los saudíes.

La lista también pide romper las presuntas relaciones de Catar con los grupos yihadistas Estado Islámico (EI) y Al Qaida, así como con el movimiento libanés chiita Hezbolá y los Hermanos Musulmanes.

También reclama el cierre de una base militar turca en Catar, según una versión de la lista que circula en las redes sociales.

Además, pide a Catar que extradite a los opositores de países del Golfo y de Egipto que están en su territorio, y que cierre Al Yazira y otros medios como Arabi21, Rassd, Al-Arabi Al-Jadid y Middle East Eye.

AFP