Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Unas vacas en Jamundi, Colombia, el 10 de mayo de 2012

(afp_tickers)

Colombia detectó otro brote de fiebre aftosa, casi 20 días después de que se reportara un primer foco de esta enfermedad que afecta al ganado y de la cual el país había sido declarado libre en 2009, informaron este lunes las autoridades.

El nuevo foco de este virus altamente contagioso fue ubicado en el municipio de Yacopí (Cundinamarca, centro), donde se registraron 134 animales enfermos, indicó el Instituto Colombiano Agropecuario (ICA) en un comunicado.

El 23 de junio, el organismo reportó animales con fiebre aftosa en la localidad de Tame, del departamento de Arauca (noreste, fronterizo con Venezuela), pero este lunes el ICA "declaró oficialmente la conclusión" de ese brote.

"Logramos resolver el foco de aftosa en Tame y en ese sentido estamos satisfechos con el trabajo ejecutado, el cual nos ha permitido contener la enfermedad, sin encontrar más focos por el momento después de la revisión de más de 9.000 animales", dijo gerente general de ICA, Luis Martínez.

El ICA sin embargo declaró "la cuarentena sanitaria" por un mes en Yacopí.

Además, preventivamente también declaró cuarentena en cuatro municipios más de Cundinamarca y otras ocho localidades en los departamentos de Caldas, Boyacá, Antioquia y Santander, "con el fin de hacer la vigilancia activa y erradicar la enfermedad".

"No sabemos si tiene relación un brote con otro brote (...) Estamos convencidos que el origen de la cepa del virus tiene que ser el vecino país de Venezuela", dijo a la prensa el ministro de Agricultura, Aurelio Iragorri.

Citado en el comunicado, el ministro hizo un llamado "a los ganaderos y a la industria cárnica" para trabajar en conjunto "con el fin de sacar adelante todas las medidas sanitarias que conduzcan a la erradicación de la aftosa en Yacopí".

Según las autoridades, la fiebre aftosa, cuyo primer caso en Colombia se reportó en 1950 procedente de Venezuela, no afecta la salud de las personas, por lo que el consumo de carne o leche no representa ningún riesgo.

Este virus solamente afecta a los bovinos, porcinos, ovinos, caprinos y otras especies, explicó el ICA.

AFP