Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Medidas de seguridad reforzadas el 28 de agosto de 2017 cerca de la prisión de Sonariya, en Rohtak (India), ante el veredicto del gurú Gurmeet Ram Rahim Singh por violación

(afp_tickers)

Un tribunal de India condenó este lunes a un total de 20 años de prisión por violación al influyente gurú Gurmeet Ram Rahim Singh, días después de que las protestas desatadas por sus seguidores dejaran 38 muertos.

Esta sentencia se produce después de que decenas de miles de seguidores del gurú sembraran el terror la semana pasada en varias ciudades del norte del país, incendiando decenas de vehículos y provocando disturbios, en los que murieron 38 personas, después de que la justicia declarara a su líder culpable de violar a dos mujeres en 2002.

En un primer momento, el abogado de una de las dos víctimas informó sobre una condena de 10 años de prisión, pero la Oficina Central de Investigación (CBI) y la policía local aclararon a continuación que se trataba de un total de 20 años.

"Ha sido sentenciado a diez más diez [10 años por cada caso], lo que significa un total de 20 años de cárcel", declaró Abhishek Dayal, portavoz de la CBI.

Durante más de cuatro horas, tanto el mundo político como los medios indios mencionaban una pena de diez años de prisión, que parece derivar de una confusión durante la lectura de la sentencia pronunciada a puerta cerrada.

"Quizás ha habido un error de comunicación" por parte de las personas presentes en la audiencia, indicó a la AFP Abhishek Dayal.

Un impresionante dispositivo de seguridad fue desplegado en Rohtak (estado de Haryana), donde está detenido el gurú, para evitar una nueva ola de violencia como la del viernes.

El primer ministro, Nerendra Modi, condenó la violencia, pero su partido BJP (Partido Popular Indio), que también gobierna en Haryana, fue criticado por no haber anticipado los disturbios.

- Docenas de casos más -

También se cortaron las redes de internet móvil y se colocaron controles policiales en las carreteras.

"Si la situación requiere que hagamos uso de armas de fuego, mis oficiales tienen total libertad de decisión", declaró a una cadena de televisión el jefe de la policía de Rohtak.

Conocido por sus afición a las joyas y a la ropa llamativa, este líder espiritual de 50 años, a la cabeza de la secta Dera Sacha Sauda, afirma tener más de 50 millones de adeptos en todo el mundo.

El caso estalló cuando el ex primer ministro indio, Atal Biahri Vajpayee, recibió un correo anónimo en el que una mujer acusaba a este gurú de haberla violado a ella y a otras adeptas de la secta.

La Oficina Central de Investigación (CBI, Central Bureau of Investigations) necesitó años para encontrar a las presuntas víctimas, quienes no presentaron una denuncia hasta 2007.

Utsav Singh Bains, el abogado de las víctimas, dice que podría haber docenas de casos más de abusos de mujeres en la secta.

"Estimamos que ha habido al menos 48 víctimas más que han sido agredidas sexualmente y que habrían muerto o tendrían demasiado miedo de romper el silencio", indicó por teléfono a la AFP.

No es la primera vez que Gurmeet Ram Rahim Singh se encuentra en el centro de una polémica. En 2015, fue acusado de haber alentado a 400 de sus seguidores a someterse a una castración para acercarse a Dios y fue procesado en el marco del asesinato de un periodista en 2002.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP