AFP internacional

El líder de los Hermanos Musulmanes de Egipto, Mohamed Badi, habla con la prensa a la salida de un centro de votación en Beni Suef, el 15 de diciembre de 2011, durante la segunda vuelta de las elecciones parlamentarias

(afp_tickers)

El "guía supremo" de los Hermanos Musulmanes de Egipto, Mohamed Badi, fue condenado de nuevo a cadena perpetua por haber planeado ataques contra el Estado, indicaron unos responsables judiciales, último episodio de la implacable represión contra la oposición islamista.

El líder de la cofradía fue juzgado de nuevo en primera instancia, tras la anulación de un primer proceso en el que fue sentenciado a pena de muerte por haber establecido en 2013 un "centro de operaciones" con el fin de "preparar ataques contra el Estado".

Después de que el ejército derrocara en 2013 al presidente islamista Mohamed Mursi, de los Hermanos Musulmanes, cientos de sus partidarios fueron condenados a muerte o a altas penas de cárcel.

Pero en los últimos meses, el tribunal de casación anuló cientos de penas capitales, algunas de las cuales dictadas contra Mursi, Badi y otros dirigentes de la cofradía.

En abril de 2015, Badi y otras trece personas fueron condenados a pena de muerte, mientras que se dictó cadena perpetua para otros 34, esto es, 25 años de cárcel.

Estaban acusados de haber puesto en marcha un "centro de operaciones" para "preparar ataques contra el Estado" cuando los partidarios de Mursi protagonizaban una inmensa sentada en la plaza Rabaa Al Adawiya de El Cairo. La concentración fue dispersada el 14 de agosto de 2013 y más de 700 manifestantes islamistas fueron abatidos por las fuerzas de seguridad.

El tribunal de casación, que se encarga de los recursos de los condenados ya encarcelados, anuló las condenas de 37 detenidos y ordenó un nuevo proceso para este caso.

Badi, que comparece en un buen número de procesos, ya ha sido condenado en varias ocasiones a pena de muerte o a cadena perpetua. En tres juicios fue sentenciado a la pena capital, aunque el tribunal de casación anuló los veredictos y ordenó nuevos procesos.

AFP

 AFP internacional