Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El primer ministro japonés responde a una pregunta sobre el lanzamiento de misiles balísticos de Corea del Norte, el 18 de marzo de 2016 en Tokio

(afp_tickers)

Corea del Norte lanzó dos misiles balísticos de alcance medio este viernes, en un contexto de tensiones militares que van en aumento en la península dividida después del cuarto ensayo nuclear norcoreano.

Estos lanzamientos se producen unos días después del anuncio del dirigente norcoreano, Kim Jong-un, de un ensayo inminente de una ojiva nuclear y de una serie de lanzamientos de misiles balísticos.

Las tensiones no dejan de agravarse en la península desde el ensayo nuclear del 6 de enero, seguido el 7 de febrero por el lanzamiento de un cohete de largo alcance considerado en general un test disimulado de misil balístico por Corea del Norte.

Unos responsables estadounidenses de Defensa explicaron que habían rastreado el lanzamiento de dos cohetes, ambos misiles de alcance medio Rodong, a partir de vehículos de lanzamiento móviles. El Rodong es una versión mejorada del misil Scud, de un alcance máximo de unos 1.300 kilómetros.

Según unos responsables militares surcoreanos, el primer misil fue lanzado desde Sukchon, en el suroeste de Corea del Norte, a las 05H55 (20H55 GMT jueves) y recorrió 800 kilómetros hasta caer en el mar de Japón.

El segundo fue lanzado unos 20 minutos más tarde y desapareció rápidamente de los radares.

- Sanciones -

Estos lanzamientos se producen cuando el presidente estadounidense, Barack Obama, acaba de firmar un decreto que autoriza la aplicación de las nuevas sanciones adoptadas a primeros de marzo por el Consejo de Seguridad de la ONU como represalia por el ensayo nuclear y el lanzamiento de cohetes norcoreanos.

Pyongyang amenaza casi a diario desde hace dos semanas con ataques nucleares a Seúl y Washington, que están realizando unos ejercicios militares conjuntos a gran escala que el Norte considera un ensayo general de una invasión de su territorio.

Para manifestar su descontento, Corea del Norte lanzó dos misiles de corto alcance el 10 de marzo al mar de Japón.

Al cabo de unos días, Kim Jong-un anunciaba que Corea del Norte probaría rápidamente la explosión de una ojiva nuclear y lanzaría "varios tipos" de misiles balísticos.

Las resoluciones de la ONU prohíben a Corea del Norte que desarrolle cualquier programa de armamento nuclear o balístico. No obstante, los lanzamientos de proyectiles de corto alcance no suelen suscitar reacciones.

Un Rodong se considera más provocador, habida cuenta su mayor alcance, capaz de golpear la mayor parte del territorio japonés. El último lanzamiento de un Rodong, también la mar de Japón, fue efectuado en marzo de 2014.

El primer ministro japonés, Shinzo Abe, declaró que había ordenado a su Gobierno la investigación del lanzamiento de este viernes y la comprobación de la seguridad marítima en la zona donde se hundió el proyectil.

El Departamento de Estado de EEUU instó a Pyongyang a abstenerse de todo gesto que "agrave más las tensiones".

- ¿Tecnología ICBM ? -

Corea del Norte dispone seguramente de un pequeño arsenal de armas nucleares, pero su capacidad de apuntar a un blanco elegido es objeto de debate.

Muchos especialistas piensan que está lejos de contar con un misil balístico intercontinental (ICBM) que pueda golpear el continente americano.

Cuando anunció el martes las pruebas de una ojiva nuclear, Kim Jong-un supervisaba un ejercicio de simulación de la tecnología relativa a la entrada en la atmósfera de una ojiva nuclear, necesaria para llevar a cabo un ataque de largo alcance.

Según la prensa norcoreana, la prueba fue un éxito total y garantiza que la cabeza nuclear puede soportar la fase de entrada en la atmósfera, etapa crucial para desarrollar una verdadera fuerza de ataque nuclear.

Corea duda de que Norte domine la tecnología de entrada en la atmósfera, pero se mostró menos escéptica cuando el número uno norcoreano anunció que Pyongyang logró miniaturizar una cabeza nuclear con le fin de poder montarla en un misil.

La presidenta surcoreana consideró el martes que las amenazas incesantes del Norte reflejaban un "estado de crisis" ligado a su creciente aislamiento diplomático y económico.

Corea del Norte nunca ha probado un ICBM, pero varios expertos estiman que puede estar a punto de hacerlo y advierten de que eso supondría una peligrosa escalada.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP