AFP internacional

Tres policías patrullan por el mercadillo de Navidad de la ciudad de Estrasburgo, en el este de Francia, el 20 de diciembre de 2016

(afp_tickers)

Un militar alemán destacado en Francia y que se hacía pasar por un refugiado sirio fue detenido por la policía francesa, que sospecha que preparaba un atentado contra extranjeros, informó este jueves la fiscalía.

El militar fue detenido el miércoles, al mismo tiempo que un estudiante alemán de 24 años, ante las sospechas de haber estado "implicado en posibles preparativos de atentado", precisó la fiscalía mediante un comunicado.

El sospechoso es un teniente de 28 años destacado en la base franco-alemana de Illkirch, en las afueras de la ciudad de Estrasburgo (este).

Los investigadores no precisaron por el momento los posibles objetivos del oficial y su presunto cómplice.

La fiscalía informó de que el teniente alemán expresó "convicciones xenófobas", lo que podría indicar un posible proyecto de ataque contra extranjeros. Pero la prensa alemana también evoca la posibilidad de que quisiera atacar otro objetivo haciéndose pasar por un refugiado.

El hombre fue identificado a finales de enero en el aeropuerto de Viena cuando acababa de hacerse con un revólver que estaba oculto en un baño, sin tener permiso para portar armas.

Esta detención supuso la apertura de una investigación en Austria por "infracción de la legislación sobre armas".

Los investigadores alemanes descubrieron por su parte que el sospechoso había conseguido registrarse como refugiado sirio en diciembre de 2015.

El hombre se presentó ante las autoridades hablando en francés y consiguió ocultar su nacionalidad alemana, según el diario Die Welt.

Su demanda fue aprobada en enero de 2016, con lo que pasó a tener acceso a una vivienda y ayudas sociales. Aparentemente logró desde entonces viajar entre su cuartel militar en Francia y el albergue de migrantes donde había registrado su domicilio, en Hesse, en el centro de Alemania, sin ser detectado.

"Organizó todo esto paralelamente, una especie de doble vida", indicó una portavoz de la fiscalía, Nadja Niesen, que reconoció que las autoridades no se habían topado jamás con un caso parecido.

"Sabemos, a partir de los mensajes vocales grabados, que los dos sospechosos son racistas", destacó Niesen.

Alemania ha acogido desde 2015 a más de un millón y medio de refugiados, principalmente de Siria, Irak y Afganistán.

AFP

 AFP internacional