Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Un agente de policía monta guardia en Charleroi, Bélgica, el 6 de agosto de 2016

(afp_tickers)

La policía francesa detuvo a dos agentes belgas que transportaban en su furgoneta a trece migrantes en una ciudad fronteriza del norte de Francia, informaron el jueves las autoridades.

Los dos agentes fueron transportados el martes por la noche a la comisaría de policía de Armentières, una localidad francesa fronteriza, para ser interrogados, antes de ser liberados, afirmó la prefectura.

Los policías belgas explicaron que encontraron a los migrantes en la autopista y que "no querían dejarlos ir a pie hasta la frontera" francesa.

"Los llevamos (...) hacia la dirección a la que querían ir", explicó a la radio belga RTBF Georges Aeck, uno de los policías implicados.

Tras el incidente, el ministro del Interior francés, Bernard Cazeneuve, convocó al embajador de Bélgica, Vincent Mertens de Wilmars, "para pedirle explicaciones" y expresarle su "descontento", indicó el ministerio.

Sin embargo, Bélgica negó que su embajador hubiese sido convocado. "Nuestro país no ha tenido que rendir cuentas y nuestro embajador no ha sido convocado", aseguró Anne-Laure Mouligneaux, portavoz del ministro belga de Interior, Jan Jambon.

Por su parte, Jambon quiso relativizar la gravedad del incidente. "La regla precisa es que hay que llevar a los refugiados hasta la frontera. El problema aquí es que la frontera en esa calle no era muy visible", declaró a RTBF. "Es un pequeño incidente, no es gran cosa", agregó.

Entre los trece migrantes, tres menores fueron ubicados en centros de acogida y diez adultos se encuentran en detención administrativa mientras se examina su situación, indicaron las autoridades.

Más de 300.000 migrantes y refugiados han llegado a Europa en lo que va del 2016, tras cruzar el Mediterráneo, según el Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados (ACNUR).

Entre 6.900 y 10.000 migrantes viven en el campo de migrantes de Calais (norte de Francia), conocido como la "jungla", donde esperan una oportunidad para cruzar a Reino Unido.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP