Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

La ciudad de Lisboa, en una imagen del 25 de febrero de 2013. Dieciocho policías de una comisaría de la periferia de Lisboa fueron formalmente acusados de haber secuestrado y torturado a seis jóvenes de origen africano

(afp_tickers)

Dieciocho policías de una comisaría de la periferia de Lisboa fueron formalmente acusados de haber secuestrado y torturado a seis jóvenes de origen africano que protestaban por la detención de uno de ellos en 2015, anunció la fiscalía este martes.

El ministerio público lisboeta anunció en un comunicado que "18 agentes de la Policía de seguridad pública fueron enviados a juicio", confirmando una información revelada por el Diario de Noticias.

Serán juzgados por "crímenes de falsificación de documentos, denuncia calumniosa, injuria agravada, violencia agravada, falso testimonio, tortura y otros tratos crueles, degradantes o inhumanos, y secuestro agravado", precisó el ministerio público.

La investigación, llevada a cabo junto con la policía judicial, condujo a un acta de acusación "sin precedentes", debido a la naturaleza racista de los presuntos crímenes, afirmaba el Diario de Noticias.

Los policías acusados suponen el total de efectivos de la comisaría de Alfragide, al oeste de Lisboa, precisó.

Los hechos denunciados ocurrieron en febrero de 2015, tras la detención de un joven en el barrio de Cova da Moura, en el que la mayoría de la población es originaria de Cabo Verde, excolonia portuguesa en África.

Los otros cinco acudieron a la comisaría para protestar contra una detención que consideraron "arbitraria y violenta" y también fueron arrestados.

Durante las 48 horas de custodia policial, los seis hombres, que entonces tenían entre 23 y 25 años, "fueron humillados, víctimas de una enorme violencia física y psicológica de parte de agentes de la autoridad dominados por sentimientos de xenofobia, odio y discriminación racial", escribe el Diario de Noticias citando las conclusiones de la investigación.

AFP