Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El director de Human Rights Watch (HRW), Kenneth Roth, durante una conferencia de prensa en París, el 16 de enero de 2018

(afp_tickers)

La Unión Europea no debe, ni indirectamente, correr el riesgo de reenviar a los migrantes a Libia, en donde son tratados de manera "atroz", insiste el director de Human Rights Watch, Kenneth Roth, incansable defensor de los derechos humanos desde hace más de 30 años.

Las impresionantes imágenes de CNN, que en noviembre mostraron una venta de esclavos africanos cerca de Trípoli, no sorprendieron a este estadounidense de 62 años que dirige esta organización implantada en unos 90 países.

"Human Rights Watch ya informaba sobre ello desde hacía un tiempo: la manera en que los migrantes son tratados en Libia es atroz. Registramos constantemente testimonios de trabajo forzado, abusos sexuales, tortura", dice en una entrevista con AFP en la sede parisina de HRW, en ocasión de la publicación el jueves del informe mundial 2018.

"Nadie debería ser reenviado por la fuerza a Libia", zanja, criticando la actitud ambigua de la Unión Europea.

Los barcos europeos "no reenvían a la gente a Libia" pero la Unión Europea, en particular Italia, "hace indirectamente lo que no pueden hacer directamente, formando a los guardacostas libios que vuelven a llevar a los migrantes" a Libia, denuncia Roth.

"Hay más migrantes que mueren en Libia que intentando cruzar el Mediterráneo" continuó citando las cifras de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM). "Da una idea sobre lo grave de la situación".

En 2017, al menos 3.116 migrantes murieron o desaparecieron intentando cruzar hacia el continente europeo, según la OIM. Pero los intentos de travesía cayeron desde el verano, luego de los acuerdos entre Roma y las autoridades y milicias libias para impedir a los migrantes salir al mar.

"Europa tiene la responsabilidad de controlar sus fronteras, nadie lo pone en duda" pero que "intente limitar las llegadas de migrantes invirtiendo económicamente en sus países o actuando contra la represión de la que huyen", reclama Roth, cuyo padre, judío alemán, huyó de la Alemania nazi.

Libia es sólo uno de los temas que sigue de cerca este jurista estadounidense que evoca con la misma precisión la persecución de los rohinyás en Birmania o la política antiterrorista del presidente francés Emmanuel Macron.

HRW, que publica centenares de informes o análisis cada año, uno cada tres días, publica el jueves su informe anual en el que 91 países son analizados.

Kenneth Roth entró en HRW en 1987. Seis años después se convirtió en su director ejecutivo y con los años tranformó la modesta organización no gubernamental en una multinacional con 425 empleados, financiada con donaciones de particulares y de fundaciones, como la del magnate George Soros.

- 'No partidario' -

HRW forja su credibilidad sobre dos principios: "exactitud y objetividad", dice su director, subrayando que la organización nunca cometió un "error grave".

"Aplicamos esos principios sea cual fuere la línea política del país, de izquierda o derecha, se trate de gobierno o de grupos rebeldes. No somos partidarios", subraya.

Roth califica la llegada a la Casa Blanca de Donald Trump como un "momento de desesperación", pero tampoco ahorra críticas a su predecesor, Barack Obama.

"Admiro al presidente Obama" pero "no estuvo dispuesto a pagar el precio político del cierre de Guantánamo, ni a hacer nada para impedir que Bashar al Asad cometa atrocidades de masa en Siria", lamenta.

En cuanto a Macron, del que felicita su firmeza frente a Rusia o Turquía, "se mostró menos severo con el presidente Xi Jinping" durante su reciente visita a China, afirma.

"Parece más dispuesto a defender los derechos humanos cuando los intereses comerciales franceses no están en juego", critica Roth.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes










AFP