Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Autos flotan por las calles de Niza en Francia el 3 de octubre de 2015.

(afp_tickers)

Doce personas perecieron ahogadas en la Costa Azul, sureste de Francia, por las crecidas provocadas por violentas tormentas registradas la noche del sábado en el departamento de los Alpes Marítimos, donde cientos de pasajeros de trenes quedaron bloqueados y se produjeron numerosas inundaciones en calles y carreteras.

Tres personas murieron ahogados por una ola en un centro de ancianos de Biot, cerca de Antibes. Tres víctimas circulaban en coche en Vallauris-Golfe-Juan y pasaron por un pequeño túnel inundado. Una mujer se ahogó en una calle de Cannes, cerca de un aparcamiento del barrio de la Bocca, según precisó el alcalde, David Lisnard.

En otros aparcamientos de Mandelieu-la-Napoule perecieron cinco personas cuando aparentemente intentaban poner en lugar seguro sus coches, indicó la prefectura

La Prefectura advirtió de que "este balance no se puede dar por definitivo habida cuenta de las dificultades de acceso".

Una decena de trenes se encontraban inmovilizados por la noche en estaciones del sureste francés y cientos de viajeros tuvieron que ser atendidos con comida y mantas, según la compañía ferroviaria SNCF.

"Una decena de trenes están inmovilizados" sobre todo en Toulon, Niza y Cannes, precisó un portavoz, las vías están sumergidas en varios lugares de los Alpes Marítimos. La estación de Cannes tuvo que ser evacuada, indicó la SNCF.

"El río Brague desbordó de su cauce y el sector de Antibes está altamente inundado", explicó una portavoz de los bomberos.

"Varios campings se encuentran cubiertos por las aguas, dos helicópteros realizan rotaciones para llevar a lugar seguro a la gente, algunos se encaramaron a los techos de sus caravanas", añadió.

Por otra parte, la calzada de la autopista A8 se inundó cerca de Antibes y la circulación estaba cortada en las dos direcciones entre esa localidad y Villeneuve Loubet. Numerosas carreteras secundarias del sector estaban cortada en las inmediaciones de Cannes, sobre todo la del litoral.

"Es muy espectacular, fueron socorridas muchas personas y ahora debemos prevenir fenómenos de saqueos", declaró Lisnard. "Varios vehículos fueron arrastrados hasta el mar", contó.

En Niza, varios árboles se desplomaron en el paseo de los Ingleses y el partido de fútbol Niza-Nantes de primera division fue suspendido en el minuto 46 por el estado del terreno cuando iba 2-2 y deberá jugarse de nuevo.

Según Météo France, la parte más intensa de las tormentas registradas en el sureste de Francia había pasado hacia la 01H00 de la mañana y se levantó la alerta naranja.

"Las células tormentosas más fuertes se desplazaron al mar y se dirigen a la costa italiana", indicaron los meteorólogos.

"A su paso, dieron violentos aguaceros. Entre 19H00 y 22H00 se recogieron en los Alpes Marítimos: 180 mm en Cannes, 159 mm en Mandelieu-la-Napoule y 100mm en Valbonne", precisaron.

AFP