AFP internacional

El gobernador del Banco de Japón, Haruhiko Kuroda, en rueda de prensa en Tokio el 27 de abril de 2017

(afp_tickers)

El Banco de Japón (BoJ) mantuvo este viernes sin cambios su política monetaria, reafirmando su diagnóstico de una "expansión moderada" de la tercera economía mundial.

Los analistas estaban a la espera de la rueda de prensa del gobernador, que tendrá lugar un poco más tarde, para ver si hay algún elemento de cambio en la política.

Al término de una reunión de dos días, los miembros del comité político monetario mantuvieron la serie de medidas destinadas a estimular el crédito y a vencer la deflación.

El comité dejó las tasas negativas al mismo nivel (-0,1%), y renovó el amplio programa de compra de activos, de unos 80 billones de yenes por año (cerca de 650.000 millones de euros al cambio actual), modulándolo para que la tasa de obligaciones del Estado a 10 años se sitúe en torno a cero.

El comunicado incluía apreciaciones optimistas sobre la coyuntura. El BoJ retomó la expresión de "expansión moderada", que utilizó en abril por primera vez en nueve años, en un momento en el que el país vive su periodo más largo de crecimiento (cinco trimestres seguidos) desde 11 años, junto a una tasa de desempleo de 2,8%, la más baja desde el inicio de los años 1990.

AFP

 AFP internacional