Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Una llama en una refinería del gigante Total en Donges (oeste de Francia), el 30 de junio de 2014

(afp_tickers)

El precio del petróleo cayó este jueves a sus niveles más bajos desde febrero de 2009, deprimido por las abundantes reservas de Estados Unidos y el fortalecimiento del dólar.

El barril de "light sweet crude" (WTI) para entrega en enero cedió 57 centavos, hasta 34,95 dólares y está cada vez más cerca de sus menores niveles desde la crisis de 2008-2009.

En Londres, el barril de Brent para febrero bajó 33 centavos, a 37,06 dólares.

Un leve movimiento al alza al comienzo de la sesión, que pareció vinculado al optimismo de las plazas bursátiles, cambió inmediatamente cuando Wall Street se orientó a la baja.

"El barril de WTI está presionado por un dólar más fuerte y el aumento de las reservas de Estados Unidos", subrayó Tim Evans, de Citi.

El dolar se orientó al alza después de que la Reserva Federal aumentara el miércoles las casi nulas tasas de interés. Por ello, los inversores que precisan billetes verdes para comprar crudo deben conseguir dólares a un mayor valor.

Asimismo, Estados Unidos anunció el miércoles un fuerte aumento de sus reservas de petróleo. Ese dato, combinado con el aumento de las importaciones y de la producción nacional de crudo, confirman los elevados excedentes que están lastrando el mercado del crudo desde hace un año y medio.

"Las inquietudes por la oferta excesiva, así como por la demanda, hacen que el mercado siga buscando su piso", dijo Gene McGillian, de la firma Tradition Energy, quien estimó que el próximo nivel de precios podría estar en los 32 dólares para el barril WTI.

"Mientras espera que la producción empiece a bajar en cualquier parte del mundo (...) o que la actividad económica se dispare y aumente la demanda, el mercado seguirá estando muy a la baja y se hunda a los niveles de la gran recesión" de 2008-09, añadió.

AFP